La marca del óvalo también ha fabricado otro ejemplar con el propulsor del Focus ST, pero ninguno está a la venta.

Nada más ver estas creaciones, seguro que has pensado que eran obra de algún alocado preparador... pero no es así. Ford ha sido el encargado de desarrollar dos Transit Connect de altas prestaciones, utilizando motores de los Focus ST y RS. 

Sí, parece que los ingenieros del fabricante del óvalo se han vuelto locos y han ideado estas dos furgonetas deportivas, que serían el sueño de cualquier repartidor. Al fin y al cabo, ¡acabarían su trabajo en un santiamén y, encima, divirtiéndose de lo lindo!

La Ford Transit Connect RS se beneficia de un propulsor turboalimentado de gasolina, de 2,0 litros y 215 CV, perteneciente a un ejemplar de la primera generación del Focus RS. También ha recibido el tren de rodaje, la transmisión, la suspensión delantera y el equipo de frenos del compacto deportivo. Incluso, el habitáculo está equipado con asientos de la firma Recaro.   

En cuanto al Ford Transit Connect ST, se beneficia de un propulsor tomado del último Focus ST conocido hasta la fecha. Como bien sabrás, se trata de un bloque turboalimentado de 2,0 litros y 250 CV. Al igual que su 'hermano', también monta la suspensión y los frenos del 'donante'.  

¿Cómo van estas dos furgonetas? En el vídeo queda patente que ambas presentan casi las mismas cualidades que los Focus deportivos. Por prestaciones, rendimiento y dinamismo, cuesta creer que sean vehículos destinados al reparto.  

Aunque lo adelantamos en la entradilla, hemos dejado la mala noticia para el final. Ford no tiene ningún plan de ponerlas a la venta, así que la única solución que se nos ocurre es que contactéis con un mecánico de confianza e intentéis realizar esta obra de orfebrería vosotros mismos.

Fuente: Carfection, vía YouTube

Ford Transit Connect RS
Ford Transit Connect ST