Prueba Ford Focus RS 2017, el príncipe azul

Hace algún tiempo, ya te hablamos acerca de la batalla que se vive por ocupar un trono muy codiciado: el del compacto más potente de nuestro mercado. Si bien, el récord actual lo ostenta el Audi RS 3 Sportback (y su equivalente Sedan), un modelo de corte 'Premium' con 400 CV de potencia, entre los aspirantes generalistas, el Ford Focus RS 2017 asciende de príncipe a monarca... por derecho propio.

Y no solo lo decimos por la potencia; también por su dinámica, el complejo sistema de tracción al que recurre y por esa estética tan característica, cómo decirlo... tan RS. Porque no nos engañemos, su naturaleza esconde el gen de la competición. Y, aunque ya no defienda los colores de Ford en el Campeonato del Mundo de Rallies (WRC), sí que lo hace en el FIA World Rallycross Championship, en las pistas de rallycross. 

Prueba Ford Focus RS 2017

Ford Focus RS 2017: una imagen que impresiona

Como mandan los cánones, el diseño del Ford Focus RS 2017 está a la altura del de sus ya legendarios antecesores. Porque, no nos engañemos, a ninguno de los dos modelos anteriores se les daba demasiado bien aquello de no llamar la atención.  

En este caso, cuenta con un paragolpes delantero específico, un capó ligeramente abombado, unos pasos de rueda ensanchados, un generoso alerón y un difusor trasero realmente elaborado. Curiosamente, en el centro se ubica la luz del antiniebla trasero y, justo a los lados, dos grandes salidas de escape.

Prueba Ford Focus RS 2017
Prueba Ford Focus RS 2017
Prueba Ford Focus RS 2017

Pero como todo en en la vida, el Ford Focus RS 2017 se puede mejorar. Pero... ¿cómo? Por ejemplo, incluyendo un el denominado Paquete Diseño RS, opcional, que incluye navegador, tapicería de cuero, pinzas de freno pintadas en el mismo color que la carrocería, sistema de sonido Sony con 10 altavoces y unos excelentes asientos de tipo baquet, firmados por Recaro.

Además, dependiendo de la opción escogida, el pack incluye llantas de aleación de 19 pulgadas en acabado mate, por 2.150 euros, o en color negro, por 2.750 euros. 

 

Ford Focus RS 2017: un interior a la altura

Por dentro, se respira un ambiente deportivo, aunque sin llegar a ser demasiado estridente. A fin de cuentas, quitando algunos detalles específicos, el diseño es similar al de casi cualquier otro Focus 'estándar'. Eso sí, los asientos deportivos recogen el cuerpo a la perfección y te hacen sentir justo como se espera en un coche de estas características. 

Prueba Ford Focus RS 2017
Prueba Ford Focus RS 2017

Otro detalle que marca la diferencia es un conjunto de relojes, situados sobre el centro del salpicadero, que indican la temperatura del aceite, la presión se soplado del turbo y la presión del propio aceite. 

Otros elementos importantes son el de la suspensión adaptativa, que se acciona desde el extremo del propio mando de los intermitentes, o el del control dinámico de la conducción, que se acciona a la izquierda de la caja de cambios.

Prueba Ford Focus RS 2017

Motor turbo, cambio manual y tracción total

A priori, no parece una mala combinación... ¿verdad? Bajo el capó, el Ford Focus RS 2017 esconde el motor turboalimentado de gasolina 2.3 EcoBoost, con 4 cilindros y 350 CV de potencia. Para contextualizar un poco dicho dato, diremos que, a principios de siglo, el Focus RS original, 'apenas' llegaba a los 215 CV.

Por su parte, la segunda generación, lanzada en 2008, ascendía hasta los 305 CV; 350, en el caso de la edición especial numerada RS 500. Sin embargo, en ese caso, la transmisión recaía sobre las ruedas delanteras. No como ahora...

Prueba Ford Focus RS 2017

Para la ocasión, el modelo americano recurre a un sistema de tracción bastante complejo, que puede enviar hasta un 70 por ciento del par al tren trasero. Allí, a cada lado del diferencial se ubica un embrague multidisco, encargado de repartir la fuera entre las ruedas del mismo eje (es capaz de distribuir hasta un 100 por cien). En esencia, se trata de un sistema de reparto selectivo de par (funciona como tal), especialmente eficaz a la hora de salir acelerando de curvas lentas.

El último eslabón de la cadena es una caja de cambios manual, de 6 relaciones, de excelente tacto y precisión, tal y como se le demanda a un coche de estas características. Curiosamente, es compatible con un control de arrancada, denominado Launch Control. 

Prueba Ford Focus RS 2017

Deportivo... o muy deportivo

Antes de entrar en el circuito, resulta útil tener en cuenta que el Ford Focus RS 2017 cuenta con un control dinámico de la conducción, denominado Drive Mode, que cuenta con cuatro programas: Normal, Deportivo, Circuito y Drift. Todos actúan sobre la respuesta del motor, el pedal del acelerador, la dirección e, incluso, el sonido que emita el escape y que llega hasta el habitáculo. También, que la suspensión cuenta con dos modos, totalmente independiente de los anteriormente mencionados.

Antes de seguir adelante, haremos un paréntesis acerca del modo Drift. Pensado para usarlo en condiciones de tráfico restringido, su función es hacer que el coche derrape... casi sin dificultad para el conductor. Sin duda, si quieres protagonizar un vídeo a lo Ken Block, y subirlo a Youtube, esta es tu modalidad.

Prueba Ford Focus RS 2017
Prueba Ford Focus RS 2017
Prueba Ford Focus RS 2017

Dejando a un lado las derrapadas artificiales, el Ford Focus RS es una auténtica máquina de devorar curvas. De hecho, basta con insertar la primera velocidad y acelerar a fondo, para darte cuenta del tipo de coche que estás conduciendo. Si eres un poco hábil, en 4,7 segundos habrás alcanzado los 100 km/h. Y, si tienes recta suficiente en el circuito, cuando menos te lo esperes, habrás alcanzado los 266 km/h de velocidad punta. 

Si lo que te interesa es el consumo, solo a título informativo, te diremos que el gasto medio oficial está cifrado en 7,7 litros cada 100 kilómetros. Eso sí, el dato extraoficial ascenderá... todo lo que el pie derecho del conductor quiera.

Respecto a la dinámica, el Focus RS corre tanto como frena, cortesía del equipo de frenos Brembo de alto rendimiento. La suspensión es firme, pero absorbe todas las irregularidades sin rechistar, y la dirección permite inscribir el coche en los virajes más lentos sin apenas despeinarse. Por si todo esto no fuera suficiente, si se es preciso con el acelerador, el eje trasero se encarga de redondear las curvas, ganando unas valiosas décimas de segundo... 

Prueba Ford Focus RS 2017

Desde 41.260 euros

Para finalizar, solo nos queda contarte cuánto cuesta el modelo más deportivo de Ford (sí, pensamos que es más efectivo que el Mustang). La cifra a desembolsar arranca en 41.260 euros. Una cuantía razonable, tras descubrir su excelente dinámica... y toda la diversión que asegura. 

Más pruebas en Motor1.com:

Leer la prueba completaVer menos