Prueba Ford Focus RS 2017, el príncipe azul

Hace algún tiempo, ya te hablamos acerca de la batalla que se vive por ocupar un trono muy codiciado: el del compacto más potente de nuestro mercado. Si bien, el récord actual lo ostenta el Audi RS 3 Sportback (y su equivalente Sedan), un modelo de corte 'Premium' con 400 CV de potencia, entre los aspirantes generalistas, el Ford Focus RS 2017 asciende de príncipe a monarca... por derecho propio.

Y no solo lo decimos por la potencia; también por su dinámica, el complejo sistema de tracción al que recurre y por esa estética tan característica, cómo decirlo... tan RS. Porque no nos engañemos, su naturaleza esconde el gen de la competición. Y, aunque ya no defienda los colores de Ford en el Campeonato del Mundo de Rallies (WRC), sí que lo hace en el FIA World Rallycross Championship, en las pistas de rallycross. 

Prueba Ford Focus RS 2017

Ford Focus RS 2017: una imagen que impresiona

Como mandan los cánones, el diseño del Ford Focus RS 2017 está a la altura del de sus ya legendarios antecesores. Porque, no nos engañemos, a ninguno de los dos modelos anteriores se les daba demasiado bien aquello de no llamar la atención.  

En este caso, cuenta con un paragolpes delantero específico, un capó ligeramente abombado, unos pasos de rueda ensanchados, un generoso alerón y un difusor trasero realmente elaborado. Curiosamente, en el centro se ubica la luz del antiniebla trasero y, justo a los lados, dos grandes salidas de escape.

Prueba Ford Focus RS 2017
Prueba Ford Focus RS 2017
Prueba Ford Focus RS 2017

Pero como todo en en la vida, el Ford Focus RS 2017 se puede mejorar. Pero... ¿...