No te puedes perder este desternillante vídeo, porque las risas están garantizadas.

No descubro nada diciendo que Nürburgring-Nordschleife es el templo de la velocidad para marcas y aficionados. Allí, se ponen a prueba muchas novedades antes de presentarse y acuden, año tras año, miles de conductores con sus deportivos a soltar adrenalina. Bueno, no solo con deportivos, también con limusinas, todoterrenos, pick-up...

Sí, como puedes comprobar en este hilarante vídeo, hay gente sin complejos que completan el 'Infierno Verde' con vehículos poco apropiados para un circuito tan exigente. Eso sí, les ponen las mismas ganas que aquellos que acuden al trazado alemán con un Ferrari o un Porsche. 

La grabación comienza fuerte, con un pick-up Ram echando tanto humo como una fábrica. Entre las rarezas más divertidas, nos encontramos con un antiguo Volkswagen Passat, con carrocería familiar, transformado en un barco. Ni siquiera le falta un loro vigilando el horizonte... 

La cosa no acaba aquí, ni mucho menos, porque también pide protagonismo un Land Rover Defender, que da todo lo que puede, teniendo en cuenta sus grandes limitaciones dinámicas. Incluso, hay algunos acompañantes que se atreven a enseñar su trasero por la ventana lateral trasera...

En el vídeo también puede verse una moto con sidecar, yendo al límite, o un Jeep Willys sin techo, en el que los dos acompañantes van únicamente protegidos por un gran parabrisas. 

Aún hay más, como una limusina Lincoln y varias furgonetas a toda máquina. En fin, te invitamos a que veas el vídeo porque vas a pasar un rato divertidísimo. También sería una buena idea que lo compartieras, para que disfrutaran de él tus familiares y amigos. Seguro que es un agradable tema de conversación...

Fuente: Auto Addiction, vía YouTube