Este SUV de línea cupé es 100% eléctrico y dispone de un sistema de tracción total AWD, a partir de propulsores montados en ambos ejes.

No es ningún secreto que Mitsubishi está centrado, casi por completo, en el segmento SUV. Otro paso que corrobora esta línea de negocio es la presentación en el salón de Tokio 2017 del Mitsubishi e-Evolution Concept, un todocamino de línea cupé con propulsión 100% eléctrica. Según afirma la marca, este concept car "ilustra nuestras direcciones estratégicas". Por lo tanto, los futuros modelos de la firma nipona podrían heredar soluciones estéticas y tecnológicas de él.     

Desde luego, el coche luce una imagen pasional y deportiva, cualidad que casa a la perfección con las altas prestaciones que promete. Los 'culpables' de este elevado rendimiento son los tres propulsores eléctricos que monta. Están alimentados por una batería de alta capacidad, situada debajo del piso del vehículo, para lograr el centro de gravedad más bajo posible.   

Gracias a estas tres mecánicas, una en el eje delantero y dos en el trasero, el Mitsubishi e-Evolution Concept se beneficia de un sistema de tracción integral AWD, lo que supone un gran aliado en el apartado dinámico y, también, a la hora de transitar por caminos y pistas. 

Mitsubishi e-Evolution Concept

Mitsubishi e-Evolution Concept, con inteligencia artificial

Otro punto destacable del ejercicio de estilo es el sistema de inteligencia artificial AI system, que, a través de sensores, adapta el coche a las condiciones de la carretera y el tráfico, y tiene en cuenta las habilidades del conductor. Integrando todas estas variables, la tecnología ofrece asesoramiento al propio conductor, a través de mensajes por voz y con la pantalla del salpicadero, para lograr una "mejor experiencia en la conducción". 

En el plano del diseño, el Mitsubishi e-Evolution Concept integra la robustez propia de un SUV con las líneas clásicas de un deportivo. En el frontal, luce una evolución de la parrilla Dynamic Shield, en color negro. Debajo de los estilizados faros, se han ubicados dos tomas de aire, con el objetivo de refrigerar el equipo de frenos y mejorar el apartado aerodinámico. El parabrisas muy inclinado también le sienta como anillo al dedo. 

Mitsubishi e-Evolution Concept

En la vista lateral, se aprecian la destacada altura libre al suelo, las llantas de aleación de gran tamaño y las llamativas barras longitudinales de techo. Curiosamente, las puertas traseras son mucho más pequeñas que las delanteras y se abren en sentido contrario a la marcha. Además, el coche carece de pilar B. Por su parte, la original zaga queda resuelta con un portón que finaliza en forma hexagonal y pilotos que se asemejan a una 'Y' tumbada.    

Por último, el habitáculo futurista recuerda al de un avión. Una gran pantalla plana se alarga por toda la parte superior del salpicadero y el volante tiene forma de 'U'. En el gran brazo central, se integra un módulo con los diferentes mandos de la climatización.

En definitiva, el Mitsubishi e-Evolution Concept señala el camino que seguirá la marca japonesa. Los SUV continuarán siendo su pilar de ventas y aplicará tecnología eléctrica en sus vehículos de forma paulatina.

Otras noticias de Mitsubishi en Motor1.com:

Mitsubishi e-Evolution Concept