Con el SUV germano, toda la familia viaja 'a cuerpo de rey'.

Cuando te dan 'barra libre' para emplear toda la tecnología del Grupo Volkswagen en un vehículo, cualquier ingeniero se tiene que frotar las manos. Eso es lo que ha sucedido con el Volkswagen Touareg 2020, al que podemos calificar, por méritos propios, como el buque insignia de la casa.

Desde luego, en el caso del acabado R-Line y sumando varios extras, el SUV alemán entra dentro del segmento Premium sin ningún tipo de miramientos. Así lo comprobamos echando un vistazo al exterior y al habitáculo del coche, pero también, a la hora de viajar con él. 

Antes de empezar esta Guía de Compra, cabe señalar que estamos ante un modelo de 4,88 metros de longitud, desarrollado a partir de la plataforma modular MLB-Evo, la misma que emplean el Audi Q7, el Porsche Cayenne, el Bentley Bentayga y el Lamborghini Urus. Palabras mayores... 

El motor elegido para este análisis es el turbodiésel 3.0 V6 TDI, en la opción más potente posible, con 286 CV. También hay una configuración de 231 CV y una alternativa de gasolina, con la misma arquitectura, que entrega 340 CV.

De momento, el tope de gama lo representa el bloque de gasóleo 4.0 V8 TDI, con 421 CV, aunque está por llegar una versión híbrida enchufable, con 462 CV, la misma que emplea el Cayenne. Sigue leyendo para comprobar las bondades del Touareg.