Como en la selección hay mucho más que ejemplares de Mustang, vamos a analizar los modelos, uno por uno.

Si nos ceñimos a la historia de Ford, como una marca llamada a motorizar a las masas en América y Europa, puede que estemos cayendo en el error de dejar de lado a los muchos y realmente atractivos coches deportivos que han salido de las fábricas de la firma del óvalo.

De hecho, el hablar de una de las marcas generalistas por excelencia puede llevarnos al segundo error de bulto: no incluir a Ford como uno de los fabricantes más interesantes de las subastas de coches clásicos e históricos, a pesar de que existen un buen puñado de modelos interesantes (algo como lo que sucede con Fiat). Sobre todo, si Shelby entra en la ecuación, ya sea por utilizar como base un modelo de Ford o por recurrir a sus grandes motorizaciones.

Por eso, nos hemos parado a analizar los modelos más caros de la marca, que se han subastado en los últimos años, sin contar, por ejemplo, con los que se venden entre particulares o los prototipos. Lo que está claro, es que la lista no te dejará indiferente...