Para situarnos, el Mercedes-Benz EQA es el coche eléctrico más pequeño de la firma alemana. Se trata de un SUV compacto, derivado del GLA, que se ofrece con tres variantes de 190, 228 y 292 CV, las dos últimas con dos motores y, por lo tanto, con tracción total 4MATIC.

Para nuestra prueba de consumo real hemos querido probar la opción de acceso a la gama, dotada de una batería con 66,5 kWh de capacidad. En el trayecto estándar de 360 kilómetros entre Roma y Forlì, cubierto con lluvia intensa, el EQA consumió una media de 18,60 kWh/100 km (5,38 km/kWh) y gastó 18,74 euros en la recarga doméstica (0,28 euros/kWh).

Galería: Mercedes-Benz EQA 2021, toma de contacto

Con este resultado, el todocamino germano se sitúa ligeramente por debajo de la media en nuestro ranking dentro de los coches eléctricos, justo por debajo del Mercedes-Benz EQS 450+ (17,5 kWh/100 km - 5,7 km/kWh), mucho más grande y potente, del Opel Corsa-e (17,5 kWh/100 km - 5,7 km/kWh) y del Ford Mustang Mach-E Extended Range (17,0 kWh/100 km - 5,8 km/kWh).

En cambio, el EQA ha superado al Lexus UX 300e (18,7 kWh/100 km - 5,3 km/kWh), al Jaguar I-PACE EV400 (18,8 kWh/100 km - 5,3 km/kWh) y al Audi e-tron 55 quattro (19,0 kWh/100 km - 5,2 km/kWh). Hay que señalar que la eficiencia del EQA se vio algo reducida por la lluvia que marcó toda la prueba.

Mercedes-Benz EQA 2021, toma de contacto

El precio de esta variante del EQA es de 52.253 euros, un montante al que hay que sumar la pintura metalizada y las llantas de aleación AMG de 19 pulgadas. El equipamiento de serie es bueno, pero le faltan componentes ya habituales, como el mantenimiento de carril, la llave inteligente y el control de crucero adaptativo.

En cambio, la gran calidad de los materiales y los perfectos acabados dejan a un lado esa pequeña laguna, ofreciendo a los pasajeros mucho confort, un buen espacio, un gran aislamiento acústico y excelentes cualidades dinámicas.

Los 190 CV son suficientes para cualquier situación y permiten realizar rápidos adelantamientos. Además, disponemos de varios coches en uno con los programas de conducción DYNAMIC SELECT, que varían la cara del vehículo. 

Mercedes-Benz EQA 2021, toma de contacto

En las situaciones de conducción más habituales, el consumo del Mercedes-Benz EQA 250 2022 se mantuvo bastante constante, aunque no fue extremadamente bajo. La batería de 66,5 kWh permite recorrer casi siempre 300 kilómetros y es posible rozar los 400 en una conducción cuidadosa fuera de la ciudad. 

La recarga con corriente alterna puede alcanzar una potencia de 11 kW, mientras que con continua es muy cómoda y rápida, con una potencia de más de 100 kW. Con este último método, la batería pasa del 10 al 80% en poco más de media hora. 

Consumo en diversas situaciones de conducción

Urbano (Roma): 21,5 kWh/100 km (4,6 km/kWh) y 305 km de autonomía

Mixto (urbano y extraurbano): 20,8 kWh/100 km (4,8 km/kWh) y 319 km de autonomía

Autopista: 24,2 kWh/100 km (4,1 km/kWh) y 272 km de autonomía

Uso económico: 14,0 kWh/100 km (7,1 km/kWh) y 472 km de autonomía

Datos

Coche: Mercedes-Benz EQA 250
Precio base: 52.253 euros
Día de la prueba: 21/04/2022
Meteorología (salida/destino): nuboso - lluvia, 22°/lluvia, 11°
Precio del combustible: 0,28 euros/kWh (electricidad)
Kilómetros del test: 840
Kilómetros totales al inicio del test: 9.501
Velocidad media en el trayecto entre Roma y Forlì: 75 km/h
Neumáticos: Pirelli Scorpion Winter - 235/50 R19 103H XL M+S

Consumo

Media real: 18,60 kWh/100 km (5,38 km/kWh)
Ordenador de a bordo: 18,60 kWh/100 km
En el surtidor: - kWh/100 km

Datos económicos

Gasto real: 18,74 euros con la recarga doméstica
Gasto mensual: 41,64 euros (800 km al mes)
Distancia con 20 euros: 384 km
Distancia con la batería cargada: 358 km