La cuarta generación del modelo alemán despliega un repertorio de argumentos tecnológicos apabullante.

Las berlinas de representación son para los fabricantes de automóviles, lo que las pasarelas de moda representan para los grandes diseñadores. El escaparate perfecto para mostrar sus últimas tendencias o creaciones. En el caso que a nosotros nos interesa, se trata de vehículos que suelen incluir la última tecnología desarrollada por las marcas, para asombro y regocijo de los clientes y seguidores de la firma.

Nuestro protagonista encaja a la perfección con esa definición. La cuarta generación del Audi A8 asegura los máximos estándares de calidad, tecnología y comodidad a los que se puede acceder, en la actualidad, en un vehículo de cuatro ruedas. Para demostrártelo, probamos la versión 50 TDI quattro tiptronic, equipada con el propulsor turbodiésel 3.0 TDI V6, con 286 CV. 

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018

La cuarta generación del vehículo alemán luce un aspecto más estilizado, que consigue 'suavizar' los 5,17 metros de longitud que mide la carrocería; la versión larga, A8 L, añade otros 13 centímetros extra. Obviamente, el nuevo modelo estrena otros detalles que nos ayudan a identificarlo visualmente.

Por ejemplo, las ópticas principales, que pueden utilizar la tecnología HD Matrix LED, junto con los pilotos traseros OLED, consiguen modificar tanto la apariencia del frontal como de la zaga. Los faros de LED de fábrica tienen un diseño mucho más sencillo. Asimismo, en el caso de que tu economía te lo permita, el catálogo de opciones esconde una magnífica sorpresa en forma de faros Audi laser light, que aseguran un poder de iluminación insólito, al tiempo que aumentan la seguridad al circular de noche o con condiciones de escasa visibilidad.

También te podría interesar

Otro gran aliado, novedad en esta generación, es la inclusión, en opción, de un eje trasero autodireccional. Este elemento, junto con la adopción de materiales ligeros como el magnesio y polímeros reforzados con fibra de carbono (CRPF), fundamentales para el concepto de construcción ligera (Audi Space Frame), consiguen que el nuevo A8 se sienta como un vehículo ligero y ágil.

Obviamente, las dimensiones y el peso, que roza las dos toneladas, nos inducen a pensar lo contrario, pero en el manejo diario, te adelanto que el modelo alemán invita a conducirlo y disfrutar del arsenal de tecnología que incluye en su interior.

 

50 TDI, el único representante turbodiésel de la gama

En el apartado mecánico, el protagonista es el bloque 3.0 V6, de ciclo diésel. Equipa un turbocompresor y desarrolla una potencia máxima de 286 CV entre 3.750 y 4.000 rpm, además de un magnífico par motor de 600 Nm entre 1.250 y 3.200 vueltas. Asociado a la transmisión automática con conventidor de par tiptronic, con ocho velocidades, además de al conocido sistema de tracción integral quattro, el resultado, en términos dinámicos, es sobresaliente.

Las prestaciones tampoco te dejarán indiferente, debido a que anuncia una velocidad máxima, limitada electrónicamente, de 250 km/h y una aceleración, de 0 a 100, de solo 5,9 segundos. Todo, combinado con un consumo de combustible, en ciclo mixto, de 5,8 litros cada 100 kilómetros.

Esa cifra tiende a subir hasta los 6,5 litros si efectuamos una conducción más ágil de lo habitual o si llevamos el aforo completo en la mayoría de los casos. En este caso, los 505 litros de capacidad del maletero invitan a transportar más equipaje del usual y ese sobrepeso también ayuda a ese ligero aumento en la 'ingesta' de gasóleo.

Nuestra unidad de pruebas, además, equipaba las llantas de aleación de 20 pulgadas, un detalle que asegura un plus de estabilidad, a cambio de un mayor ruido de rodadura en el habitáculo. Un detalle menor, si tenemos en cuenta la categoría del modelo que estamos probando.

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018

Así las cosas, la capacidad de empuje es excepcional, siempre tamizada por una suavidad a la altura de lo esperado. Nunca se aprecian ruidos, vibraciones o crujidos inesperados, los decibelios que se filtran al interior son muy reducidos y el nivel de confort es sobresaliente, como te puedes imaginar.

Hablamos de uno de esos coches en los que resulta tan satisfactorio ir conduciendo como ocupar una de las tres plazas posteriores. Además, la nueva generación multimedia MMI touch response, en combinación con alguno de los paquetes de equipamiento disponibles, como por ejemplo, el de confort térmico delante y detrás (515 euros), conseguirán transforman un largo viaje en una experiencia relajada.

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018
Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018

Los más sibaritas pueden optar por un paquete de asientos traseros individuales con asiento de relax, capaz de ofrecer una función de masaje al ocupante trasero derecho. Tiene un precio de 14.865 euros y reduce el espacio trasero a dos plazas, pero sin duda, merece la pena si quieres agasajar con todos los honores al ocupante de ese asiento.

En este punto, el acabado denominado black panel, ofrece en algunas ocasiones reflejos indeseados, al tiempo que resulta casi imposible dejarlo impecable: siempre quedan huellas digitales o restos de grasa, que desmerecen el aspecto pulcro del salpicadero.

 

Hasta aquí, si eres un aficionado a este tipo de vehículos, puede que todo lo que te haya contado no suponga ninguna sorpresa mayúscula. Sin embargo, te gustará saber que el nuevo Audi A8 2019 incluye todos los elementos técnicos para cumplir con el nivel 3 de conducción autónoma.

Eso significa que, en teoría, podrías soltar las manos del volante y el vehículo conduciría de forma automática por sí mismo, en determinadas circunstancias de tráfico, por ejemplo, en atascos. Gracias al denominado sistema Audi AI traffic jam pilot, hasta una velocidad máxima de 60 km/h, el vehículo circularía de forma autónoma.

Sin embargo, como ni la legislación europea ni las infraestructuras viarias están preparadas, Audi no ha incluido esta función en los vehículos y el conductor del nuevo Audi A8 tendrá que 'conformarse' con un nivel 2 de conducción autónoma (gracias al sistema de frenada de emergencia en ciudad Audi pre sense o al control de velocidad de crucero con función traffic jam assist, por ejemplo).

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018

En cualquier caso, el modelo alemán incluye, de serie, la suspensión neumática adaptativa Audi adaptive air suspension, otro puntal sobre el que reposa el elevado nivel de comodidad que es capaz de ofrecer. Gracias al control dinámico de la conducción Audi drive select, varía la respuesta de la suspensión, así como el tacto del acelerador o la asistencia de la dirección en cada uno de los modos predeterminados: efficiency, comfort, auto, dynamic e individual.

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018

Otro aspecto curioso, que viene a colación del actual escenario antidiésel, es que el nuevo Audi A8 50 TDI quattro tiptronic disfruta de una red eléctrica de 48V, que le ayuda a reducir el consumo hasta en 0,7 litros cada 100 kilómetros, en el mejor de los casos.

Esta tecnología, denominada de hibridación ligera (MHEV), incluye un alternador accionado por correa (BAS) y una batería de iones de litio con 10 Ah de capacidad. Gracias a este sistema, el A8 puede circular por inercia, con el motor apagado, a velocidades entre 55 y 160 km/h. Gracias a esta solución híbrida, tiene derecho a disfrutar de las ventajas que aporta la denominada pegatina 'ECO', proporcionada por la DGT.

De esta forma, podremos acceder a las ciudades en esos episodios de elevada contaminación. De todas formas, la urbe no es el escenario predilecto del A8, sino las amplias y bien asfaltadas autopistas. En ese terreno, parece rodar sobre raíles y la sensación de velocidad queda tan distorsionada, que superar los límites legales se produce con una facilidad pasmosa.

Al equipar la dirección en el eje trasero, el vehículo es capar de afrontar las curvas de amplio radio con un aplomo excepcional, algo que se traduce, inevitablemente, en una innegable sensación de seguridad para el conductor. La transmisión engrana marchas con una velocidad y precisión admirables y, con semejante cifra de par disponible, la sensación de que el motor no se acaba nunca, hace que esboces una gran sonrisa en tu cara. El nuevo Audi A8 es un gran coche, en todos los sentidos.

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018

Para finalizar, no me gustaría pasar por alto algunos dispositivos que denotan la categoría del modelo del que hablamos. A la instrumentación digital Audi virtual cockpit, con un tamaño de 12,3 pulgadas, debemos añadirle las dos pantallas del MMI touch response, de 10,1 pulgadas, la superior, y de 8,6, la inferior, centrada, fundamentalmente, en los mandos del sistema de climatización.  

Tampoco conviene pasar por alto opciones tan interesantes como el asistente de visión nocturna Audi night vision, el Head-up display, el sistema de visión periférica 360º o los mencionados faros Audi laser light. Todo, sin olvidarnos de un enorme listado de tapicerías de cuero disponibles y numerosos diseños de llantas de aleación, desde 18 hasta 20 pulgadas, incluido un modelo diseñado por Audi Sport.

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018
Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018
Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tictronic 2018

En definitiva, el nuevo Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tiptronic puede equipar casi todo lo que tu mente pueda imaginar. Un vehículo repleto de tecnología, llamado a medir sus fuerzas frente a lo mejor de la competencia. Sentirse defraudado al conducir el nuevo A8 es muy difícil, ya sea al volante o disfrutando de la comodidad que otorgan sus plazas posteriores.

Repasando las listas de precios, por 97.460 euros, se me ocurren pocos rivales tan equilibrados y modernos como el representante de los cuatro aros. Y si necesitas un habitáculo más grande, el A8 L te ofrece todo lo que te he contado, pero en formato XXL. Como siempre, lo mejor en estos casos es acudir al concesionario para ver y tocar, in situ, el vehículo. Solo así te podrás hacer una idea de la verdadera magnitud del nuevo Audi A8.

Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tiptronic

Motor Diésel, 6 cilindros en V, turboalimentado, 2.967 cm3
Potencia 286 CV entre 3.750 y 4.000 rpm / 600 Nm entre 1.250 y 4.000 rpm
Tracción Automática con convertidor de par tiptronic, 8 velocidades
0-100 km/h 5,9 s
Maximum speed 250 km/h (autolimitada)
Consumo 5,8 l/100 km
Caja de cambios Integral quattro
Peso en vacío 1.975 kilos
Número de asientos 5
Capacidad del maletero 505 l
Precio base 97.460 euros

Gallery: Audi A8 50 TDI 286 CV quattro tiptronic 2018