Estamos acostumbrados a ver algunas creaciones salvajes de los chicos de Manhart, pero este Mercedes-Benz Clase V personalizado no es una de ellas. Te presentamos el Manhart V 350, un modelo de siete plazas que añade algo de chispa exterior con un kit de carrocería, suspensiones rebajadas y un poco más de fuerza bajo el capó.

¿Qué le ha hecho Manhart a este Clase V en concreto? Primero, percibirás una estética AMG en el exterior. Esto se debe al kit de carrocería de TopCar Design, que incluye un nuevo paragolpes inferior con grandes entradas en los laterales.

Parece tomar prestados muchos detalles de la línea AMG, porque hay un montón de pequeños detalles que se suman al cambio de imagen. El capó es nuevo, sustituyendo el panel plano por una tapa de doble cúpula. Además hay un alerón muy sutil en el frontal y ópticas LED mejoradas.

Galería: Manhart V 350 Mercedes-Benz Clase V

El Mercedes-Benz Clase V de Manhart

En la parte trasera, los faldones laterales y las extensiones de los pasos de rueda confieren a la furgoneta un aspecto más agresivo. Hay un difusor en el paragolpes trasero actualizado y, siguiendo con la temática AMG, se integran cuatro salidas de escape en la zaga. Y como estamos hablando de Manhart, todos los complementos están fabricados en fibra de carbono.

Uno podría pensar que las mejoras estéticas son suficientes para aderezar la preparación de un monovolumen personalizado, pero también hay cambios mecánicos en este Mercedes-Benz Clase V.

El kit de carrocería contribuye a su aspecto rebajado, pero también es más bajo de verdad: 2,5 cm para ser específicos, cortesía de los muelles H&R. Monta llantas de 20 pulgadas y radios dobles, y tiene un poco más de potencia.

Manhart V 350 Mercedes-Benz V-Class
Manhart V 350 Mercedes-Benz V-Class

Manhart ha ajustado el 'modesto' motor diésel biturbo de la furgoneta para aumentar su potencia a 280 CV y 585 Nm de par motor. No 'incendiará' la Autobahn, pero creemos que es suficiente para circular cómodamente por tramos sin restricciones a velocidades cercanas a 250 km/h.

Manhart no menciona el precio de esta preparación, pero en un mundo lleno de todocaminos y crossovers, nos alegramos al comprobar de que una furgoneta recibe algo de cariño y atención por parte del mundo de los preparadores.