Uno lleva su coche al servicio técnico del concesionario con la esperanza de que el vehículo salga en mejores condiciones que cuando llegó. Lamentablemente, ese no fue el caso de este Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio.

El mecánico que se disponía realizar una prueba en carretera de la berlina deportiva italiana, por desgracia, chocó contra un Porsche 911 y un Mercedes-Benz GLE estacionados en el aparcamiento del propio concesionario, como muestran las fotos compartidas en Reddit.

El propietario contó a Motor1.com Estados Unidos que llevó este Giulia Quadrifoglio de 2017 al concesionario para una reparación menor. Entonces, el taller le llamó para decirle que se produjo un accidente.

"Me dijeron que estaban haciendo una prueba de conducción después de las reparaciones y un monovolumen les cortó el paso, lo que provocó que el conductor corrigiera en exceso y diera un 'volantazo' por el terraplén, chocara contra un árbol y saltara por los aires", relata el propietario.

 

En otros hilos de Reddit sobre este incidente se dice que el mecánico de la concesión oficial estaba borracho. "No creo que hubiera alcohol de por medio, eso parece ser un rumor de Reddit", afirma el dueño.

Pero la imagen deja poco margen a la imaginación. El Giulia Quadrifoglio se estrelló, pasando por encima del 911, provocando que la parte trasera del Alfa Romeo 'descansara' dentro del habitáculo del Porsche. Pero la desgracia quiso que el morro del modelo italiano también colisionara con el lateral del GLE, creando una especie de 'desastre perfecto'.

A juzgar por los daños, el Porsche y el Alfa Romeo serán considerados probablemente como siniestro total. El techo del 911 está completamente aplastado y el frontal del Giulia presenta daños muy serios. También es probable que los bajos del Alfa Romeo hayan sufrido daños incalculables, lo que podría dañar seriamente varios componentes mecánicos.

Para hacer las cosas aún más tristes para el propietario, sólo había tenido este Giulia Quadrifoglio durante cinco meses. El coche tenía un sistema de escape personalizado y recientemente se le habían realizado algunos trabajos de vinilado exterior.

Galería: Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio 2020

Por el contrario, los daños en el Mercedes-Benz no parecen tan críticos. Pero es innegable asumir que no muchos compradores querrían un GLE con un accidente en el informe de historial del vehículo.

Nuestros compañeros de Motor1 Global han preguntado al propietario cuál ha sido la reacción del concesionario con relación al mecánico autor de la catástrofe, pero aún no han recibido respuesta. Dado que conducía una persona del servicio técnico, el concesionario debería responsabilizarse de arreglar los desperfectos y esperemos que compensen al propietario por los daños causados, al margen de la acción de los seguros.