Mercedes-Benz introdujo el Clase G a finales de la década de 1970 y no actualizó a fondo el legendario todoterreno hasta principios de los años 90. Y no fue hasta 2018 cuando se lanzó una nueva generación, pero en 2024 tendrá lugar otra gran transformación.

Los ingenieros están a punto de deshacerse del motor de combustión para crear una versión totalmente eléctrica. No te preocupes: el Clase G con motor de combustión interna seguirá existiendo y recibirá un lavado de cara. Pero ahora, un nuevo vídeo pone el foco en el EQG antes de su próximo debut.

Mercedes-Benz EQG Prototype: primer contacto

El 'G Turn', la peculiaridad del Mercedes-Benz EQG 

Podemos ver nada menos que al director general de Mercedes-Benz, Ola Källenius, conduciendo el Clase G eléctrico en Austria por la montaña Schöckl. El vídeo se vuelve aún más interesante cuando realiza el llamado 'G Turn'.

Básicamente es un giro equivalente al de un tanque, y si no estás familiarizado con el término, se refiere a realizar un cambio de sentido de 180 grados en el acto. Se ofrecerá en el EQG y parece que se activará pulsando un botón y utilizando la leva izquierda del volante.

Mercedes-Benz EQG Prototype: primer contacto

Un motor para cada rueda

En realidad, el jefe de Mercedes-Benz hizo un giro de 360 grados, pero hay un ajuste disponible en el sistema de infoentretenimiento que permite al EQG también realizar un giro de sólo 90 grados. El ejecutivo de origen sueco explica que puede resultar útil cuando estás fuera de la carretera y te quedas atascado.

Esto es posible dotando al EQG de cuatro motores eléctricos, uno para cada rueda. Para asegurarse de que la batería no se dañe al salirse de los caminos, los bajos se han reforzado con dos capas de fibra de carbono y otro tipo de material entre medias.

El facelift del Clase G y el nuevo EQG irrumpirán en escena en la primera parte de 2024 y serán seguidos en la segunda mitad de la década por un 'pequeño G'.

Es muy poco probable que la variante más pequeña utilice un chasis 'clásico' todoterreno, ya que se espera que sea monocasco, por lo que no tendrá las aptitudes off-road de su hermano mayor. Un modelo en el que también se ha confirmado una variante totalmente eléctrica.