Al hablar del Iberian Classic Raid, probablemente, lo hagamos de una de las pruebas de regularidad para coches clásicos más importantes que se celebren en nuestro país.

A fin de cuentas, se trata de una competición que, a lo largo de ocho etapas y algo más de 2.000 kilómetros, recorre la distancia que separa las ciudades de Valencia y Lisboa.

¿Dónde está la clave del asunto? Pues que a diferencia del Spain Classic Rally, que también hemos corrido en alguna ocasión, este raid añade un punto extra de dificultad, tanto para coches como para tripulaciones, al disputarse en caminos.

Iberian Classic Raid: una aventura con un Skoda Favorit

En esta edición, Skoda España ha puesto en marcha una iniciativa muy especial, de la que nos ha hecho partícipes: formar un equipo 'oficial', compuesto por periodistas, para que dos personas disputen la carrera cada día.

Galería: Skoda Favorit, Spain Classic Raid 2023

¿El coche elegido? Un Skoda Favorit de 1994, convenientemente preparado, que si todo va bien llegará a la meta en Lisboa el próximo día 28 de octubre.

Pero antes, será nuestro turno, ya que nuestro compañero Pablo García se pondrá al volante del Favorit en un par de días, para cubrir la etapa entre Sevilla y Huelva.

De cara a preparar el coche para la cita, el Favorit ha sido vinilado para recordar sus orígenes y sus triunfos en el mundo de los rallies, al tiempo que se han equipado nuevos elementos como cubrecárter y cubredepósito, amortiguadores, bombillas LED, arco trasero y suspensión adaptada.

También, se recurre a un juego de seis ruedas adaptadas al terreno (gravilla y barro) y a asientos de tipo baquet, y se incluyen los elementos obligatorios que exige la organización: martillo de seguridad, extintor y faldillas traseras.