Siempre se ha dicho que hay que llevar el recibo del seguro del coche guardado en la guantera, porque si no, te pueden multar. Pero, ¿es esto realmente así? La respuesta es no. Desde el año 2008, no es obligatorio llevar en el coche la póliza del seguro ni el recibo del último pago. Entonces, ¿qué documentos tenemos que llevar siempre encima?

Permiso de Conducir del conductor.

El primero es nuestra identificación. El DNI y el carné de conducir siempre hay que llevarlos encima, aunque es preferible en el caso de solo llevar uno, tener el segundo.

El DNI no tiene la misma función del permiso de conducción, así que, en el caso de que tengas prisa para salir de casa, que nunca se te olvide coger tu licencia. Sobre todo, porque si no lo llevas encima y te da el alto la Guardia Civil, te pueden multar. En el caso del DNI, no lleva multa, pero mejor siempre cogerlo.

carnet de conducir en España

En este caso se trataría de una infracción leve y la multa a pagar sería 60 euros. Una recomendación que te damos desde Motor1.com es que lo lleves en tu teléfono móvil en la app miDGT, para que el día que se te olvide cogerlo, no tengas que pasar por caja.

Permiso de Circulación del vehículo

Este documento es el que identifica la titularidad de tú vehículo, y si no sabes a que papel nos referimos, es uno formado a partir de una tabla con dos columnas, donde aparecen en una de ellas letras y números y en la otra, datos como la matrícula del vehículo, la fecha de matriculación o la marca y el modelo del coche entre otras cosas.

La multa si es un simple descuido, son únicamente 10 euros, eso sí, si el vehículo no cuenta con este permiso, la infracción pasa a ser grave y la cifra ascendería hasta los 500 euros.

Tarjeta de inspección Técnica del Vehículo (ITV)

La que se suele conocer como ITV, es una revisión que tu vehículo tiene que pasar a partir de que tiene una edad. Los primeros cuatro años desde su matriculación, el vehículo está exento de pasarla y a partir de este momento, cada dos años tendrá que acudir a un centro de la ITV y esto se intensifica cuando pasa los diez, ya que tendrá que ir cada año.

ITV Red Itevelesa

Una vez pasada la ITV, tendrás que llevar encima dos cosas. La primera, la tarjeta de inspección. Es la ficha que acredita que el coche ha pasado las homologaciones técnicas para poder seguir circulando por las carreteras españolas. Es una hoja con varias columnas donde aparecen datos parecidos a los del Permiso de Circulación del vehículo. En la parte inferior aparecen algunas observaciones que se han hecho al pasar la revisión.

Lo segundo que tienes que llevar es la pegatina de la ITV. Esta pegatina certifica también que se ha completado la revisión y el coche es apto para seguir circulando. Debe ir colocada por dentro del coche en el ángulo superior derecho del parabrisas delantero, para así restar la menor visibilidad posible al conductor. La pegatina cada año es de un color diferente, por lo que no te preocupes si ves a otro vehículo, con una de un color diferente a la tuya. Este color sirve para distinguir el año de caducidad a simple vista. Pueden ser rojas, amarillas y verdes.

Pegatina ITV

La multa por no llevar en el coche la tarjeta de la ITV, es de 10 euros, eso sí, en caso de que te hayas pasado de la fecha y tengas la ITV caducada, la multa asciende hasta los 200 euros.

Respecto a la pegatina, no llevarla pegada al parabrisas supone una multa de 100 euros. Recordar, que todas estas multas son reducibles al 50% si se pagan en los primeros 20 días desde la entrega de la notificación.