Sabemos que hay un tipo de gente a la que el nuevo BMW M4 Competition le puede parecer demasiado discreto, poco vistoso e incluso no lo suficientemente potente. Para esos clientes, la solución la tienen preparadores como el alemán AC Schnitzer.

El último proyecto de la compañía ofrece precisamente mejoras tanto estéticas como a nivel mecánico para las dos carrocerías del modelo de Múnich, es decir, los nuevos M4 Competition Coupé (G82) y M4 Competition Cabrio (G83) de BMW.

Galería: BMW M4 Cabrio de AC Schnitzer

Para empezar, las mejoras de rendimiento proponen dos escalones diferentes. El motor 3.0 biturbo de seis cilindros, que de serie desarrolla 510 CV de potencia y 650 Nm de par motor máximo, alcanza los 590 CV y 750 Nm con el llamado 'Stage 1'.

Un paso por delante queda el 'Stage 2', con el que se consiguen un total de 610 CV y 750 Nm de par. En ambos casos se instala un sistema de escape con un doble silencioso trasero deportivo, cuyos embellecedores, de 110 mm de diámetro, tienen un acabado Carbon Sport.

BMW M4 Cabrio de AC Schnitzer
BMW M4 Cabrio de AC Schnitzer
BMW M4 Cabrio de AC Schnitzer

AC Schnitzer también dispone de una suspensión que permite ajustar el rebote y la compresión de los amortiguadores, así como un kit de muelles que rebajan la altura de los M4 entre 15 y 20 milímetros con respecto al de serie.

Como es evidente en las imágenes, también hay diferentes juegos de llantas forjadas de 20 pulgadas, en diseños AC1 y AC3, y con acabados plata/antracita o en negro. Los neumáticos tienen además unas medidas de 285/30 R20 delante y 295/30 R20.

BMW M4 Cabrio de AC Schnitzer
BMW M4 Cabrio de AC Schnitzer
BMW M4 Cabrio de AC Schnitzer

Por supuesto, no faltan los habituales aditamentos aerodinámicos de AC Schnitzer, como un splitter delantero (que no es meramente estético, ya que aporta una carga aerodinámica adicional de 40 kilos al tren delantero), deflectores en los extremos del paragolpes frontal o modificaciones en el capó.

En el caso del M4 Competition Coupé, la firma ofrece también dos alerones traseros diferentes: uno que genera 20 kilos de carga aerodinámica, y el llamado Racing, fabricado en fibra de carbono, que aporta 50 kilogramos de carga, así como un spoiler tipo 'Gurney Flap' para dicho alerón, que aumenta la carga en otros 20 kilogramos.

Por último, el habitáculo incluye un volante deportivo firmado por AC Schnitzer, forrado en una mezcla de cuero napa perforado y Alcantara, aunque no hay imágenes disponibles, y la compañía tampoco ha ofrecido más información.