El objetivo del fabricante británico es conseguir un tiempo de vuelta en Nürburgring de solo 6 minutos y 30 segundos.

A principios de 2019, Aston Martin anunció sus intenciones de comercializar un superdeportivo por debajo del Valkyrie, al presentar el AM-RB 003 en el salón de Ginebra. Después de casi dos años y medio (y un cambio de nombre a Valhalla por el camino), al fin conocemos la versión de producción. Aunque sigue estando electrificado como la versión original, se han introducido cambios significativos debajo del capó.

De esta forma, ya no está el motor V6 biturbo de 3,0 litros anunciado en marzo de 2020, desarrollado por la propia Aston Martin, sino que se ha sustituido por un V8 biturbo de 4,0 litros montado en la parte trasera. Se dice que es un "motor V8 hecho a medida" y, aunque no se encuentran las palabras "Mercedes-Benz" o "AMG" en el comunicado de prensa, es probable que esta unidad más grande tenga sus raíces en Affalterbach.

Galería: Aston Martin Valhalla

Sabemos que cuenta con un cigüeñal plano, lo que nos lleva a pensar que está relacionado con el V8 instalado en el AMG GT Black Series. Al fin y al cabo, la gente de Gaydon afirma que "el motor V8 más avanzado, con mayor capacidad de respuesta y de mayor rendimiento jamás montado en un Aston Martin" alcanza las 7.200 rpm, que es lo mismo que podemos decir del motor del Black Series.

El bloque envía la potencia a las ruedas traseras, y sabemos que este motor de combustión trabaja en conjunto con un par de unidades eléctricas, una para cada eje.

La potencia eléctrica es de 201 CV y ayuda al Valhalla a ofrecer una potencia combinada de 950 CV y un par motor colosal de 1.000 Nm. De hecho, el sistema de propulsión híbrido permite al nuevo superdeportivo de Aston Martin alcanzar los 100 km/h desde parado en 2,5 segundos y llegar a los 330 km/h.

Aston Martin Valhalla

Una cifra aún más impresionante en cuanto a prestaciones es el tiempo de vuelta en el circuito de Nürburgring, que se ha fijado en solo 6 minutos y 30 segundos. Esto supondría una reducción de 13 segundos respecto al récord actual, que casualmente pertenece al AMG GT Black Series.

Antes de que los fans de Porsche se enfaden, no olvidamos que el Manthey 911 GT2 RS fue más rápido, pero algunos argumentarán que no es un récord del todo legítimo, ya que se trata de un coche modificado, aunque con los extras de Porsche Tequipment.

Aston Martin Valhalla

Si proseguimos con la disección del Valhalla, sabemos que utilizará una transmisión automática de doble embrague y ocho velocidades que, según Aston Martin, ha sido desarrollada y construida exclusivamente para la compañía, con un enfoque basado en deportivos de rendimiento híbrido.

Aston Martin Valhalla

Viene acompañada de un diferencial electrónico de deslizamiento limitado en el eje trasero y cuenta con un modo de marcha atrás totalmente eléctrico que utiliza las dos mencionadas unidades de potencia. De este modo, se reduce el peso al eliminar la marcha atrás convencional.

No hace falta decir que la configuración del PHEV ha sido concebida únicamente con el máximo rendimiento en mente, por lo que no es de extrañar que el paquete de baterías solo ofrezca una autonomía máxima en modo 100% eléctrico de 15 kilómetros. Con el motor de combustión interna apagado, el Valhalla podrá alcanzar una velocidad máxima de 130 km/h.

Aston Martin Valhalla

Al igual que el Ferrari SF90 Stradale, el Valhalla puede funcionar como vehículo de tracción delantera cuando el modo EV está activado. Aston Martin estima que las emisiones combinadas estarán por debajo de los 200 g/km según el ciclo WLTP, lo que sería bastante notable para un auténtico superdeportivo V8.

Aston Martin Valhalla

También es bastante ligero, dada la complejidad de su tren motriz, ya que pesa menos de 1.550 kilogramos (en seco). La carrocería revisada con aerodinámica activa permite que el superdeportivo electrificado genere 600 kilos de carga descendente a 241 km/h de velocidad.

Aston Martin Valhalla

Hay que tener en cuenta que, además del Valkyrie y el Valhalla, Aston Martin también está preparando un 'superdeportivo de acceso', que desempolvará la denominación Vanquish, tan reconocida en la firma británica.