La última serie especial del superdeportivo italiano está limitada a 600 unidades.

Aunque ya conocíamos su llegada, siempre resulta emocionante descubrir una novedad de Lamborghini. Se trata del Aventador LP 780-4 Ultimae, una serie especial que despide al superdeportivo italiano, ya que dentro de poco tendrá sustituto en el mercado.

Esta edición limitada a 600 unidades puede presumir de llevar el motor 6.5 V12 más potente de la gama, ya que alcanza los 780 CV. Por supuesto, no hay ni rastro de electrificación, un aporte energético (y de peso) que llegará en las próximas primicias de la casa.

Galería: Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae

Según palabras de Winkelmann, el presidente de Lamborghini, "este es nuestro último modelo puro de combustión. Es el Aventador definitivo y pone fin a una era extraordinaria de la mejor manera posible, combinando la máxima potencia con una estética arrebatadora". 

Estéticamente, el Aventador Ultimae cuenta con un paragolpes delantero optimizado aerodinámicamente, muy parecido al del SVJ. Además, también aparecen un splitter más prominente y tomas de aire adicionales en beneficio del motor y los frenos. La zaga sí la comparte por completo con el propio SVJ.

Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae
Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae
Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae

En el lateral se aprecian las llantas Dianthus plateadas, que miden 20 pulgadas delante y 21 detrás. También están disponibles en bronce, negro o gris titanio, y van montadas en neumáticos Pirelli PZero Corsa. Por su parte, el alerón trasero se puede ajustar en tres posiciones, en función de la velocidad y el programa de conducción seleccionados.

En este sentido, es posible elegir las configuraciones Strada, Sport y Corsa, así como Ego. Esta última permite ajustar individualmente los parámetros del coche, como el calibrado de la suspensión, la respuesta del acelerador y de la caja de cambios o la asistencia de la dirección.

Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae

Como buena serie especial, se ha trabajado en dar al interior un aspecto aún más lujoso. El Ultimae se distingue por la tapicería de cuero y Alcantara, así como por los elementos de fibra de carbono y un patrón en 'Y'. Además, el distintivo Ultimae se encuentra al lado del asiento y tampoco falta una placa que identifica el número del coche.

También hay que destacar la instrumentación totalmente digital y configurable, así como un sistema de infoentretenimiento con telemetría para uso en circuito, como un auténtico coche de carreras.

Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae
Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae

En cuanto al motor 6.5 V12 atmosférico, ubicado en posición posterior longitudinal (de ahí el LP del nombre), los 780 CV que rinde suponen 40 más que el Aventador S y 10 más que el SVJ. Además, entrega 720 Nm de par máximo. La transmisión asociada sigue siendo la polémica automatizada ISR de siete velocidades

Por si fuera poco, la carrocería de fibra de carbono se ha aligerado 25 kilos en comparación con la versión S. El total, por tanto, es de 1.550 kilos, que generan una magnífica potencia específica de 1,98 kg/CV.

Las prestaciones 'puras y duras' son de traca: 355 km/h de velocidad máxima y aceleración de 0 a 100 en tan solo 2,8 segundos. Pero es que, además, alcanza los 200 km/h desde parado en únicamente 8,7 segundos. ¿Y para detenerse? Pues solo necesita 30 metros si circula a 100 km/h. 

Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae

Al igual que el S, el Lamborghini Aventador LP 780-4 Ultimae dispone del eje trasero directriz, que solo tarda 5 milisegundos en accionarse y, por lo tanto, permite una respuesta prácticamente inmediata a las órdenes del conductor. 

Además de la tracción total permanente, conviene destacar el perfeccionado control de estabilidad, que incrementa la seguridad incluso en firmes nevados o helados. Volviendo al sistema 4x4, la tecnología Lamborghini Dinamica Veicolo Attiva (LDVA) proporciona más par a las ruedas traseras, pero puede adaptar instantáneamente la distribución de la fuerza mecánica gracias a un número casi infinito de sensores.

Del Aventador LP 780-4 Ultimae se fabricarán 350 unidades con carrocería coupé y 250 roadsters. Por supuesto, hay muchas personalizaciones para el exterior y el interior. Si, por ejemplo, las 18 pinturas estándar y los cinco colores del interior no son suficientes, el cliente puede recurrir a la lista de aproximadamente 300 opciones cromáticas disponibles en el programa Ad Personam.

Los primeros ejemplares acaban de entregarse y el público podrá ver el Lamborghini, en directo, en el Goodwood Festival of Speed, que se celebrará del 8 al 11 de julio.