A más de uno, nos encantaría volver a ponernos al volante de uno de los deportivos japoneses más famosos y deseados del mundo.

Para toda una generación de conductores ya no tan jóvenes, como es mi caso, el Mitsubishi Lancer Evo (o Evolution) es uno de los deportivos japoneses de nuestros sueños, de los que decoraban nuestras carpetas y las paredes de nuestra habitación.

Un modelo ya clásico al que, en parte, no sabemos entender sin su archirrival, el Subaru Impreza WRX STI, y al que empezamos a idolatrar jugando al Gran Turismo o viendo derrotar a todo una leyenda del WRC, como Carlos Sainz, con otro genio como Tommi Mäkinen al volante.

Y, aunque gracias a este maravilloso trabajo nuestro, he podido ver de cerca y montarme en casi todas las generaciones, conducir lo que se dice conducir, apenas el último Evolution, el décimo de la saga. Que por cierto, no pasa por ser el más legendario de la saga.

Galería: Mitsubishi Lancer Evolution Final Edition #0001

Por eso, pensar por un solo momento en algo que no va a suceder, como sería el lanzamiento de un hipotético Mitsubishi Lancer Evo XI, pues nos ilusiona... aunque sepamos que es imposible. Sobre todo, en Europa.

Sin embargo, nuestros compañeros de Motor1.com en Estados Unidos nos ponen tras la pista de esta recreación, obra de Rain Prisk, que prefiere escuchar los rumores sobre la vuelta del icono, a las negativas de una marca que apuesta fuerte por los SUV y modelos 4x4 en general.

Desde luego, no se puede negar que Prisk ha hecho un magnífico trabajo, integrando el nuevo y atrevido diseño del frontal de Mitsubishi en el Evo. Y aunque es cierto, que esos faros tan finos y esa parrilla tan pequeña puedan ser excesivos, miramos al alerón trasero y se nos pasa...

Dicho esto, los últimos rumores sobre la vuelta del Evo, escuchados en Motor1.com, se remontan a 2019, cuando se decía que podría recurrir a una evolución del propulsor empleado por el Mégane R.S., con una potencia de 345 CV.

Sin embargo, tras los cambios profundos que han sufrido las tres marcas de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi, el regreso del Lancer Evolution parece altamente improbable. Y en el remoto caso de hacerlo, se vería obligado a optar por un sistema de propulsión electrificado...

Fuente: Rain Prisk, vía Motor1.com Global