Este 'one-off' es aún más exclusivo que el hiperdeportivo 'convencional'.

De todas las novedades que se mostraron en el pasado salón de Ginebra, muchos escogieron al Koenigsegg Jesko como la más espectacular y destacada. No nos extraña, ya que el hiperdeportivo sueco luce una estampa espectacular y su motor 5.0 V8, biturbo, puede desarrollar 1.600 CV si se alimenta con bioetanol E85.

Si recuerdas, comentamos que la producción estaría limitada a 125 unidades y daría comienzo a finales de 2020. Eso sí, por mucho dinero que tengas, no podrás hacerte con un ejemplar, porque ya están todos reservados... excepto uno, el Koenigsegg Jesko Red Cherry Edition.

Galería: Koenigsegg Jesko Red Cherry Edition

Este 'one-off' pertenece a la compañía Luxuryandexpensive (ya sabes, Lujosoycaro), un concesionario de automóviles Premium ubicado en la ciudad alemana de Baesweiler. Lo ofrece con llantas de fibra de carbono, que son de 20 pulgadas en el eje delantero y de 21 en el trasero.

Ese material ligero también ha servido para crear numerosas inserciones en la carrocería, siempre con el objetivo de reducir el peso del conjunto lo máximo posible. El resultado es de apenas 1.320 kilos en vacío, una cifra realmente plausible. 

Lamentablemente, no disponemos de fotos del habitáculo del coche, así que nos quedamos con las ganas de saber si incluye alguna que otra 'sorpresa'. Cabe recordar que el Jesko cuenta con un ingenioso velocímetro giroscópico, en una pantalla de 5,0 pulgadas, montado en el volante.

Según informan nuestros compañeros de Motor1.com en Estados Unidos, el cliente que desee el Koenigsegg Jesko Red Cherry Edition podrá elegir entre cuero o Alcantara para la tapicería de los asientos. 

Koenigsegg Jesko Red Cherry Edition

Por supuesto, el color exterior es el que da nombre a este ejemplar tan especial y, aunque los gustos son personales, nosotros consideramos que le sienta bastante bien.  

Toca hablar del estratosférico precio del coche. El interesado, alguien que posiblemente llegue bien a final de mes, deberá desembolsar 2.350.000 euros, antes de impuestos. Ya lo dice el concesionario: lujoso y caro.  

Fuente: Luxuryandexpensive