Esta preparación, realizada sobre la carrocería cabrio, incorpora un motor 6.2 V8 de origen Corvette.

Generalmente, cuando os mostramos un Land Rover Defender clásico convenientemente preparado, suele tener una gran aceptación entre todos vosotros... mientras nosotros desearíamos tener más dinero en nuestras cuentas corrientes. El Project Desert Storm, una obra de la compañía East Coast Defender (ECD), es un todoterreno descapotable con muchas mejoras. 

Galería: Land Rover Defender Project Desert Storm

Si comenzamos por la parte estética, incorpora una contundente defensa delantera, en la que va integrado un cabrestante. También se añaden estribos laterales, para facilitar la entrada y la salida del habitáculo, así como un cubrecárter metálico y faros auxiliares con tecnología de tipo LED, montados en el techo.

Igualmente, saltan a la vista las llantas de aleación de 20 pulgadas, firmadas por Kahn, que van envueltas en neumáticos todoterreno de la marca BFGoodrich. Por supuesto, se beneficia de un kit de elevación para ganar altura libre al suelo y poder superar fuertes desniveles 4x4.

En el interior, el Project Desert Storm ofrece seis plazas individuales, dos delanteras y cuatro enfrentadas, todas tapizadas en cuero de color rojo y negro. Esa misma combinación cromática se emplea en el volante MOMODESIGN. Por su parte, las esferas de la instrumentación son rojas.    

¿Un sistema de infoentretenimiento en un Defender clásico? Sí, lo firma Sony e incluye un equipo de sonido con subwoofer y hasta un cargador inalámbrico para dispositivos móviles compatibles y red wifi.

El conductor también cuenta con entrada sin llave, cámara trasera de asistencia al aparcamiento e iluminación interior con tecnología de tipo LED.  

Land Rover Defender Project Desert Storm
Land Rover Defender Project Desert Storm

Mecánicamente, adopta el conocido motor 6.2 V8, sobrealimentado por un compresor volumétrico, de un Chevrolet Corvette, con 430 CV. Este potente propulsor trabaja junto a una transmisión automática con convertidor de par, de seis velocidades.  

Estamos convencidos de que el cliente que ha encargado este trabajo habrá quedado plenamente satisfecho con el resultado. Por lo menos, a nosotros nos encantaría tenerlo en nuestros garajes particulares...