Se trata del 'alter ego' de los Volkswagen ID. y SEAT el-Born.

Las sinergias del Grupo Volkswagen son fundamentales a la hora de desarrollar productos para todas las marcas de la multinacional. También, en el caso de los vehículos eléctricos. De este modo, el Audi AI:ME concept 2019 puede considerarse el 'alter ego' de los Volkswagen ID. y SEAT el-Born. 

Resumiéndolo en unas líneas, estamos ante un prototipo que adelanta el futuro compacto, con propulsión eléctrica y tecnología autónoma, de la firma de los cuatro aros. Por supuesto, se ha configurado a partir de la plataforma MEB y su presentación acaba de producirse en el salón de Shanghái, tal y como ha sucedido con el Volkswagen ID. Roomzz concept. 

Según Audi, este coche está pensado para un uso preferentemente urbano, si bien dispone de un potente motor de 170 CV, ubicado en la parte trasera, con el que el coche asegura unas prestaciones más que suficientes para salir de la ciudad con garantías.

Galería: Audi AI:ME concept 2019

La batería asociada tiene una capacidad de 65 kWh, pero no hay información de la autonomía homologada. No obstante, podría estar cercana a los 420 kilómetros, como sucede en el caso del SEAT el-Born, que declara 204 CV y 62 kWh.  

La longitud del Audi AI:ME concept llega a 4,30 metros, mientras que la anchura, 1,90, resulta bastante destacada, al igual que la distancia entre ejes, 2,77, y la altura, 1,52. Estas dimensiones vaticinan una habitabilidad más propia de una berlina que de un compacto.   

Audi AI:ME concept 2019
Audi AI:ME concept 2019

El diseño es tan futurista como se espera de un prototipo. Son destacables la ausencia del pilar B, las llantas de aleación de 23 pulgadas y las puertas traseras con apertura tipo 'suicida'. Tanto los faros como los pilotos otorgan un aspecto tecnológico al conjunto, mientras que, en el habitáculo minimalista, te quedarás boquiabierto con el uso de plantas reales.

Audi AI:ME concept 2019

El interior puede dar cabina a un máximo de cuatro ocupantes, si bien se puede recurrir a varias configuraciones diferentes, en función de las necesidades de cada desplazamiento. 

En materia de conducción autónoma, el Audi AI:ME concept ofrece el nivel 4, la antesala del máximo posible. Cabe recordar que, en esta categoría, los automóviles son capaces de prescindir del conductor casi por completo, si bien la disposición de los componentes del habitáculo sigue siendo la habitual. 

Este ejercicio de estilo continúa la saga eléctrica, iniciada con el Aicon Concept y el PB 18, y que finalizará en el salón de Frankfurt con la presentación de un cuarto concept car ecológico. ¿Cuál será?