Con los 740 CV que desarrolla, esta preparación acelera de 0 a 100 km/h en menos de 3,0 segundos.

El modelo más exclusivo de Mercedes-AMG es el GT Coupé 4 Puertas y, dentro de la gama, la variante 63 S representa la alternativa de máximo lujo, gracias a un motor 4.0 V8, biturbo, de 639 CV. Con esta mecánica, el gran turismo alemán alcanza una velocidad punta de 315 km/h y acelera de 0 a 100 en tan solo 3,2 segundos. 

¿Te parece poco? No te preocupes, porque el especialista Performmaster ofrece un kit específico, que mejora la estética y el rendimiento mecánico. Además, reduce la distancia libre al suelo, para lograr un mejor dinamismo.

Sin duda, lo más espectacular viene dado por el incremento de potencia del propulsor, que alcanza los 740 CV, 101 más que el modelo estándar. Igualmente, el par máximo se incrementa hasta los 1.030 Nm, en lugar de los 900 de serie. 

Estos nuevos registros permiten al Mercedes-AMG GT 63 S Coupé 4 Puertas acelerar de 0 a 100 km/h en 2,9 segundos, rompiendo una barrera que solo unos pocos superdeportivos puros han conseguido quebrar... además de los vehículos eléctricos más potentes del mercado.    

Desde luego, tiene mucho mérito parar el cronómetro en ese tiempo, ya que el modelo alemán supera las dos toneladas de peso en vacío y los 5,0 metros de longitud. 

Mercedes-AMG GT 63 S Coupé 4 Puertas de Performmaster

Para embellecer este coche, Performmaster ha añadido componentes por toda la carrocería. Por poner algunos ejemplos, debemos fijarnos en el rediseñado alerón trasero, los paragolpes, con inserciones lacadas de color negro, y los faldones laterales. 

En principio, la compañía germana solo tiene previsto producir 31 paquetes, sin especificar el precio. Por lo tanto, aquellos clientes interesados deberán ponerse en contacto directamente con la compañía.    

Fuente: Performmaster