La firma oriental dotará a su modelo compacto de una variante deportiva con motor térmico.

Después de una sucesión de rumores sobre una posible versión deportiva del nuevo Toyota Corolla 2019, el diseñador jefe adjunto de la marca lo ha confirmado a los compañeros del medio holandés AutoRAI.

También sabemos que el futuro Corolla GRMN no dispondrá de un sistema propulsor híbrido, tal y como afirmaban esos mismos rumores. Según parece, debajo del capó se esconderá una mecánica térmica tradicional, aún por confirmar. 

Galería: Toyota Corolla Hatchback Hybrid 2019

"Actualmente estamos investigando qué sería lo más efectivo para el mercado europeo, pero un Corolla GRMN es una posibilidad muy realista", afirmó Kanei al medio holandés. "Ya estamos trabajando en este proyecto. El desarrollo se lleva a cabo bajo la supervisión de Toyota Gazoo Racing. Esta división ha incluido al Corolla GRMN en los planes de futuro, pero por ahora, este proyecto aún está en la etapa de planificación".

Toyota Corolla GRMN, la tecnología híbrida deberá esperar

En esta misma línea, Kanei confirmó definitivamente que "el Toyota Corolla GRMN no tendrá un tren de potencia híbrido". Al ser preguntado por la posibilidad de incluir una mecánica de cuatro cilindros turboalimentada, con 1,6 litros de cilindrada, el diseñador japonés afirmó que esa configuración "puede ser interesante".

Toyota Yaris GRMN 2018

Kanei también confirmó que el futuro Corolla GRMN debería llegar a la mitad del ciclo de producción del modelo actual (aproximadamente dentro de dos años). También sugiere que desarrollar el chasis debería ser un proceso bastante rápido, pero la ingeniería del tren motriz elegido requiere un peso mayor. Toyota tiene la intención de evaluar cada mercado, a nivel mundial, para decidir si comercializa su compacto deportivo en cada uno de ellos.

Los rumores sobre una posible versión deportiva para el Corolla 2019 se habían vuelto una constante desde el año 2017, fecha en que comenzó a comercializarse la anterior generación. Esas mismas especulaciones afirmaban, el año pasado, que la evolución del sistema híbrido del fabricante japonés, con el motor 2.0L hybrid de 180 CV, sería la opción elegida para ese futuro Corolla GRMN.

Sin embargo, ahora sabemos que el compacto japonés apostará por una mecánica térmica convencional, una idea que nos agrada bastante, siguiendo la línea marcada por el Yaris GRMN. 

Fuente: AutoRAI.nl