La última incorporación a la amplísima familia SUV de BMW ha sido creada pensando en el mercado estadounidense.

Más allá de las grandes ciudades, Estados Unidos está formada por desiertos, autopistas kilométricas, zonas boscosas... En todos estos escenarios es donde debes imaginarte al BMW X7 2019, un enorme SUV con 5,15 metros de longitud, que ofrece hasta siete plazas y registra un peso superior a las 2,5 toneladas. 

Con total probabilidad, será en el mercado norteamericano donde más ventas sumará el séptimo todocamino de la casa alemana, que busca rivalizar contra el Mercedes-Benz GLS y el Range Rover, otros mastodónticos 4x4. Para hacerle frente, anuncia dos versiones de gasolina. La de acceso a la gama, denominada xDrive40i, emplea un motor turboalimentado, de 3,0 litros y seis cilindros en línea, con 340 CV. Sí, el mismo que el del Z4.

Por encima, se sitúa la variante xDrive50i, conformada por un motor 4.4 V8, biturbo, de 462 CV. También existen opciones turbodiésel. En concreto, dos, de 3,0 litros y seis cilindros en línea. La xDrive30d registra 265 CV, mientras que la M50d, dotada de un propulsor con cuatro turbocompresores, genera 400 CV.  

La producción se lleva a cabo en Spartanburg, Carolina del Sur, lo que confirma el interés de BMW por el cliente estadounidense con este vehículo.

¿Cómo puede convencer el BMW X7 2019 frente al Cadillac Escalade o al Lincoln Navigator? Principalmente, por una versatilidad fuera de toda duda. El coche dispone de seis o siete plazas, un techo panorámico dividido en tres secciones y todos los asientos con regulación eléctrica. 

Con la configuración de siete asientos, el maletero cubica 1.376 litros. Una cifra bastante convincente, pero que puede crecer más, hasta los 2.560, abatiendo la segunda y la tercera fila. Por cierto, cuando el X7 dispone de seis plazas, los asientos siguen un esquema 2+2+2. Imagínate viajar en cualquiera de estas butacas individuales...

Respecto a la zona de carga, diremos que es accesible a través del gran portón trasero y, también, mediante la luneta practicable, una solución muy recurrente para el día a día. 

BMW X7 2019
BMW X7 2019

BMW X7 2019: el doble riñón más grande

No solo la longitud del BMW X7 2019 resulta descomunal. También lo es la anchura, con 2,00 metros; la altura, con 1,80, y la distancia entre ejes, con 3,10. De hecho, las puertas traseras son más grandes que las delanteras, para facilitar el acceso a la tercera fila de asientos. 

En el apartado estético, conviene resaltar la parrilla de doble riñón, la más grande jamás vistas en un BMW, y los pilotos, unidos por una tira cromada. Las llantas de aleación de serie miden 21 pulgadas y pueden ser de 22, de manera opcional.

Para controlar todos los movimientos de la carrocería, se encuentra la tecnología Dynamic Damper Control, que integra una suspensión neumática adaptativa. Este esquema puede complementarse con el sistema Active Comfort Drive, que modifica el tarado de la amortiguación de forma predictiva, en función de las irregularidades que se se presentarán en los metros siguientes. 

El BMW X7 2019 también se beneficia de un sistema de dirección a las cuatro ruedas, del equipo de frenos M Sport y, en el caso de adquirir la versión xDrive50i, de un diferencial trasero deportivo, que reparte el par motor de forma variable entre las ruedas posteriores.

BMW X7 2019

Equipamiento avanzado

Como corresponde al buque insignia de los SUV de BMW, el modelo germano dispone de lo último en confort y conectividad. Hablamos, por ejemplo, de un climatizador de cuatro zonas o de la última evolución de la instrumentación digital BMW Live Cockpit Professional, compuesta por una pantalla de 12,3 pulgadas. 

También hay que mencionar el sistema de navegación Professional, con 20 Gb de memoria, un sistema de sonido de la compañía Harman Kardon o unos faros con tecnología láser, entre otras delicatesen. El lanzamiento del BMW X7 2019 se producirá durante el próximo mes de marzo y, de momento, no se han desvelado los precios. 

Galería: BMW X7 2019