El deportivo alemán y el italiano se enfrentan en una carrera de aceleración. ¿Cuál crees que gana?

Bursa, Turquía. Tal vez no lo sepas, pero este es el momento que llevabas esperando durante mucho tiempo. La edición turca de Motor1.com ha reunido en el Aeropuerto de Bursa Yunuseli dos coches deportivos de altas prestaciones, procedentes de diferentes países.

Por un lado, un Mercedes-AMG C 63 S Coupé de color gris mate, algo que asemeja su aspecto al de las flechas plateadas. Por el otro, su contrincante, un Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio, de color oscuro, que se posiciona como la versión más deportiva de esta berlina.

Sin duda, con este automóvil de propulsión trasera, Alfa Romeo ha entrado de lleno en el segmento de las berlinas Premium, en el que el Mercedes-Benz Clase C es un peso pesado desde hace décadas. Pero el italiano que nos ocupa apunta algo más alto. Impulsado por una mecánica de gasolina 2.9 V6, biturbo y concebida por Ferrari, consigue igualar los 510 CV del Mercedes-AMG C 63 S. Y eso, a pesar de que el alemán recurre a un propulsor 4.0 V8, también con dos turbocompresores.

Es cierto que esos dos cilindros extra se traducen en 100 Nm de par adicionales... pero esa ventaja queda difuminada al comprobar que pesa 116 kilos más. 

Mercedes-AMG C63S Coupe vs Alfa Romeo Giulia QV

En lo que a los neumáticos respecta, ambos equipan las mismas gomas en el tren posterior: unas Pirello P Zero de idénticas dimensiones. Mientras, en el eje delantero, las ruedas del alemán resultan 10 milímetros más anchas.

Pero si un coche corre, también tiene que frenar. Y, en este apartado, el Alfa Romeo cuenta con la ventaja de un menor peso y de incorporar unos discos carbocerámicos, más resistentes al calentamiento que los de su oponente; algo que le ayudará en nuestro test de frenada.

Entonces, ¿cuál crees que fue el ganador de este cara a cara? Puedes encontrar la respuesta en el vídeo. Esperamos que te diviertas.

Galería: Mercedes-AMG C 63 S Coupé vs Alfa Romeo Giulia Quadrifoglio