Está considerado como el predecesor del mítico Testarossa.

Aunque en la actualidad lo damos por aceptado, si las paredes de Maranello pudieran hablar, seguro que darían cuenta de disputas históricas. ¿El motivo? El motor trasero en los modelos del Cavallino Rampante. Una disposición que el propio Enzo Ferrari nunca aprobó.

Para el fundador de la marca italiana, "el carro no podía ir por delante de los bueyes". Así que hubo que esperar hasta 1971 (dejando al Dino a un lado, un proyecto creado por Fiat), para poder ver un prototipo matriculable con esta configuración, oficialmente expuesto en el salón de Turín de ese año. El diseño original fue obra de Fioravanti, bajo encargo de Pininfarina, y quedaba claro que este Ferrari tenía en el punto de mira al Lamborghini Countach. Así las cosas, el Berlinetta Boxer debutó en el mercado en 1973.

Ferrari Berlinetta Boxer

12 cilindros opuestos

Tal y como suele ser habitual al hablar de modelos de la casa de Maranello, lo más destacado es el motor. En primer lugar, por la ubicación del mismo, sobre el eje trasero. En segundo lugar, porque los clásicos doce cilindros, en lugar de dibujar una configuración en 'V', pasaban a ser opuestos. La suspensión independiente en cada rueda, con un esquema de triángulos superpuestos, completaba un vehículo revolucionario dentro de la casa italiana.

Ferrari Berlinetta Boxer

Una verdadera 'bestia'

El Berlinetta Boxer estuvo a la venta durante once años, de 1973 a 1984. En ese periodo de tiempo, se revisó y actualizó en varias ocasiones. Comenzó con una cilindrada de 4.390 cm3345 CV de potencia (el nombre completo del modelo era 365 GT / 4) y anunciaba una velocidad máxima de 302 km/h y una aceleración, de 0 a 100, en 5,4 segundos.

El superdeportivo de época obligaba a una configuración técnica complicada. Incluía un embrague que se accionaba de forma hidráulica y disfrutaba de un sistema de lubricación por cárter seco, además de apostar por una caja de cambios manual de cinco velocidades, ubicada debajo del propulsor.

Ferrari Berlinetta Boxer

La evolución

En 1976, con el estreno de los 512 BB, la cilindrada aumentó hasta los 4.942 cm3, pero la potencia no varió. Asimismo, estrenó tecnología más moderna, gracias a la inyección mecánica de combustible de Bosch, que reemplazó a los tradicionales carburadores, reduciendo drásticamente las emisiones.

Por el contrario, los puntos desfavorables de los 512 BB se centraron en la ganancia de peso, 200 kilos más respecto al modelo anterior, además de 4 centímetros más largo en el voladizo trasero, junto a otras medidas destinadas a mejorar la comodidad.

Ferrari Berlinetta Boxer

Un éxito razonable

Dicho todo lo anterior, debemos dejar claro que la realidad en la década de los años setenta del pasado siglo no era la de hoy. El mercado de los superdeportivos no tenía la pujanza que, en la actualidad, existe en Oriente Medio, por ejemplo. Dicho esto, las 387 unidades vendidas entre 1973 y 1976 fueron un excelente éxito. A ellos, debemos sumarle los 929 Ferrari 512BB, comercializados entre 1976 y 1981, además de los más de 1.000 512BB i, adquiridos entre 1981 y 1984. Su sucesor sería el conocido Testarossa.

También te podría interesar:

Galería: Ferrari Berlinetta Boxer 1973