El representante de Max Verstappen ganó una demanda contra una empresa de supermercado online. El tribunal de Amsterdam dictaminó que había violado los derechos de imagen del piloto de Red Bull.

En 2016, Picnic, un supermercado online, fue demandado por publicar un vídeo en el que aparecía un doble de Max Verstappen que elegía su marca en lugar de a la competencia directa, Jumbo. El joven, muy parecido a Verstappen, vestía un mono de Red Bull y la gorra que suele llevar el holandés.

Jumbo es una gran cadena de supermercados en los Países Bajos, mientras que Picnic es un nuevo supermercado online que se dio a conocer después de la publicación de este vídeo. Picnic pretendía dar réplica, de manera divertida (o eso pensaron ellos) un anuncio de su competencia en el que sí aparecía el verdadero Max.

Ante la corte, la defensa de Picnic alegó que la idea había surgido después de que una chica le presentara a la hija de uno de los fundadores de la empresa a un chico muy parecido a Verstappen. Ahí decidieron hacer el vídeo que, según defienden, se les ocurrió antes de que Jumbo hiciera el suyo.

El tribunal dictaminó que se han infringido los derechos de imagen de Verstappen porque las características del protagonista del vídeo eran como las del piloto de Red Bull: gorra, mono, color de pelo, silueta y postura.

El vídeo solo estuvo un día online en la web de Picnic, pero se hizo muy famoso.

En principio la defensa de Verstappen había exigido una indemnización de 350.000 euros, pero el tribunal aún no ha decidido qué cantidad tendrá que pagar Picnic, que ha apelado la decisión.

También te puede interesar:

Fuente: Motorsport.com

Forma parte de algo grande

Verstappen gana una demanda a un supermercado