También estuvo en manos de Nelson Piquet y Martin Brundle.

Poder comprar un Fórmula 1 no se presenta en demasiadas ocasiones. Y menos, cuando ha sido conducido por dos campeones del mundo. Ahora puedes adquirir un auténtico Benetton B-191, que fue pilotado por Michael Schumacher y Nelson Piquet en la temporada de 1991.

Un monoplaza que se estrenó, inicialmente, durante la tercera cita de la temporada, el Gran Premio de San Marino de ese mismo año. Repasando un poco la historia de este bólido, el piloto Roberto Moreno fue el primero en conducirlo y, poco después, pasó a manos del brasileño Nelson Piquet. El tricampeón del mundo de F1 consiguió una victoria en el Gran Premio de Canada de 1991, siendo la única  cosechada por este modelo en el campeonato.

Benetton Ford F1 1991
Benetton Ford F1 1991

Benetton Ford B-191 pilotado por Schumacher y Piquet

Un monoplaza que el propio Michael Schumacher, un novato en ese momento, también pudo conducir a lo largo de esa temporada. Posteriormente, un año más tarde, el monoplaza sufrió una actualización y pasó a denominarse B191B, durante las tres primeras carreras del campeonato de 1992, en manos del piloto británico Martin Brundle.

Esta unidad pasó a formar parte de un museo al terminar la temporada y ha sido restaurada, por completo, el año pasado. Un equipo especializado en Fórmula 1 se encargó de revisar el chasis, el motor y la caja de cambios para asegurarse de que el automóvil está en "excelente estado de funcionamiento". De esta forma, el proceso de restauración completo garantiza que el Benetton B-191 cumple con las especificaciones originales, a excepción de algunas actualizaciones de seguridad impuestas por la FIA.

Benetton Ford F1 1991

Como sabrás, el motor que equipaba este monoplaza era un Ford Cosworth V8 con 3,5 litros de cilindrada, capaz de desarrollar una potencia de 650 CV a 13.000 rpm. El peso del vehículo es solo de 505 kilogramos, gracias a un chasis monocasco fabricado en fibra de carbono.

La fecha elegida para la subasta será el próximo 21 de mayo y estará gestionada por la casa Bonhams Spa Classic. Tendrá lugar en el circuito belga de Spa Francorchamps y las estimaciones de la casa de subastas apuntan a que el precio final de este monoplaza podría rondar un valor entre los 750.000 euros y los 950.000 euros. Sin duda, hablamos de una cifra significativa, pero convendrás conmigo que no se trata de un Fórmula 1 cualquier, ¿verdad?

Otras noticias interesantes:

 

Forma parte de algo grande

Benetton Ford F1 1991