Porque no siempre hay que mirar, en exclusiva, a las tres marcas alemanas para comprar un SUV lujoso.

Desde que pertenece a FCA (Fiat Chrysler Automobiles), Jeep no solo comercializa los SUV más camperos del mercado, sino también alternativas Premium a las tres marcas alemanas que todos conocemos. Por lo tanto, si no quieres disfrutar de tu todocamino de lujo solo por el asfalto, y quieres adentrarte con garantías en el campo, deberías echar un vistazo a la gama del fabricante norteamericano.

En una posición intermedia, entre el compacto Compass y el Grand Cherokee, ya cercano a los 4,90 metros de longitud, encontramos el Jeep Cherokee, con 4,62 metros, un perfecto rival para los Audi Q5, BMW X3 y Mercedes-Benz GLC. Más aún, la versión tope de gama, que analizamos en esta Guía de Compra.

En esencia, disfruta de un poderoso motor turbodiésel de 2,2 litros y 195 CV, un cambio automático con convertidor de par, de nueve velocidades, el sistema de tracción total Active Drive II y el acabado Overland. Puedes ir conociendo más en detalle todas estas cualidades, si pinchas en la flecha lateral de la imagen.