Kilómetros muy valiosos con el Hyundai i30 2017.

A pocos les resultará extraña la afirmación de que a Hyundai le queda de coreana únicamente su origen. Su establecimiento en Europa es un hecho consumado desde hace años, un modelo empresarial reforzado con el nuevo Hyundai i30 2017. Aprovechando la presentación internacional del compacto, hemos podido realizar una primera prueba de un modelo concebido, desarrollado y fabricado en el Viejo Continente. Te damos sus claves.

Como punto de partida, echemos un vistazo al diseño de la tercera generación del vehículo. Si lo comparamos con el Tucson, un modelo de éxito comercial innegable, la firma coreana no se ha decantado por una imagen rompedora. Los riesgos se han dejado a un lado, para conformar un vehículo moderno y actual, en la línea de muchos de sus rivales. En este apartado, los puntos más destacados son la nueva parrilla, en forma de cascada, así como la doble "onda" insertada en el portón trasero.

La vista lateral muestra una superficie acristalada con una altura que se mantiene casi constante, al igual que sucede en el techo, que solo cae en la parte posterior. En resumen, el Hyundai i30 se ha "europeizado", siguiendo la línea estética actual de varios de sus contrincantes. Con este trabajo, se encuadra como una opción tan válida o más como la de cualquier otra marca generalista.

No nos quedemos fuera y pasemos al habitáculo. En él, la firma asiática propone un salpicadero de líneas armoniosas, donde todos los mandos se presentan al alcance del conductor de forma muy accesible e intuitiva. La nueva pantalla flotante de 8,0 pulgadas, desde la que se gobierna un sistema de infoentretenimiento de estreno, no aglutina excesivos comandos. De hecho, la climatización corre a cargo de mandos clásicos. Sin duda, hay que elogiar la ergonomía del compacto coreano.  

También la calidad de realización responde a las exigencias actuales. Hemos echado en falta alguna moldura más de tacto blando en lugares estratégicos, si bien el conjunto ofrece credenciales suficientes para convencer a todo tipo de clientes. Sin duda, el Hyundai i30 2017 no tiene nada tiene que envidiar a la mayoría de los compactos con los que se va a batir en duelo. 

La habitabilidad en el Hyundai i30 2017

Teniendo en cuenta su formato "clásico" y su amplia longitud, cifrada en 4,34 metros, esperábamos que el compacto fuese una de las referencias del segmento en lo que a habitabilidad se refiere. No llega a tanto, por lo que se sitúa entre los puestos intermedios en este apartado. En términos prácticos, las plazas traseras resultan válidas para adultos de talla media, si delante viajan personas de la misma estatura. 

Hyundai i30 2017
Hyundai i30 2017
Hyundai i30 2017

En cuanto al maletero, ofrece una capacidad de 395 litros, una cifra también en la media de los contrincantes. Este volumen se encuentra a caballo entre los 380 del SEAT León y los 415 del Skoda Spaceback. Más alejado queda el Fiat Tipo y sus 440 litros para el equipaje. Eso sí, las formas regulares del espacio de carga garantizan un buen aprovechamiento.

El Hyundai i30 2017 en acción

Una vez analizado el compacto oriental en parado, toca pasar a la acción, con una esperada primera prueba. Hyundai nos convoca en Marbella para conducir el coche por los alrededores de la localidad malagueña. Bastan unos pocos kilómetros por autovías y carreteras secundarias para poder apreciar su elevada calidad de rodadura. Buena "culpa" de esta virtud la tiene el chasis, un 20% más rígido y 28 kilos más ligero que su predecesor.

 

 

Igualmente, la suspensión trasera multibrazo, de serie en todas las versiones, ejerce de perfecto aliado a la hora de afrontar con garantías cualquier tipo de recorrido. Sin duda, la capacidad rutera del coche es digna de elogio y, en curvas, el Hyundai i30 2017 saca a relucir una estabilidad brillante. Por su parte, la dirección, ahora un 10% más directa, nos ha parecido algo artificial, un claroscuro que no empaña un trabajo muy bien completado. Si valoras el tacto de conducción, no te defraudará...

Motores interesantes 

Para conformar la gama mecánica, Hyundai se ha decantado por cinco motores turboalimentados. Centrándonos en los gasolina T-GDi, tenemos, de partida, un tricilíndrico de 1,0 litros y 120 CV. A continuación, nos encontramos con un inédito bloque de 1,4 litros, con cuatro cilindros, y 140 CV, que se postula como la opción más potente.

Hyundai i30 2017

Los que prefieran un propulsor turbodiésel CRDi, la oferta contempla una mecánica de 1,6 litros con tres escalones de potencia: 95, 110 y 136 CV. El primero no llegará a nuestro mercado hasta el mes de abril. Para la transmisión de serie, se ha recurrido a una caja manual de 6 velocidades, mientras que la automatizada de doble embrague DCT, de 7 marchas, puede combinarse con el gasolina y los dos de gasóleo más potentes.

Tanto el TGDI de 140 CV como el CRDI de 136 convencen por su escasa sonoridad y su destacada suavidad a la hora de subir de vueltas, cualidades más notorias en el primero. Igualmente, el cambio DCT completa transiciones de marcha de manera rápida y casi imperceptible. En todo caso, resulta una buena adquisición.

Seguridad y conectividad

Como corresponde a una nueva generación, el Hyundai i30 2017 se ha puesto al día en el equipamiento de seguridad. Así, equipa de serie un compendio de tecnologías, englobadas bajo la denominación HASP (Hyundai Active Safe Pack). El listado incluye los asistentes de frenada de emergencia automática con detección de peatones (AEB) y de luz de carretera, así como los sistemas de alerta por cansancio del conductor y de alerta por cambio involuntario de carril (LKAS) y el control de velocidad de crucero con limitado.

Hyundai i30 2017
Hyundai i30 2017

La conectividad también ha sido un punto trabajado a conciencia. Las funciones Apple CarPlay y Android Auto permiten vincular el teléfono móvil al coche, para poder emplear de forma segura las aplicaciones descargadas en el terminal. 

Precios del Hyundai i30 2017

Pasamos al apartado comercial. El nuevo modelo se ofrece con tres acabados: Klass, Tecno y Style, cuya disponibilidad va en función del motor elegido. Los precios oficiales, sin promociones, comienzan en 17.100 euros. Con esta tarifa, se puede acceder al propulsor T-GDI de 120 CV. Para adquirir el de 140 CV, hay que desembolsar, como mínimo, 20.625 euros. 

Hyundai i30 2017

En cuanto a los diésel, el CRDi de 95 CV está disponible desde 18.150 euros, y la versión de 110 CV, por 500 euros más. Si te decantas por el bloque de 136 CV, la factura asciende a 23.625 euros. 

Sin duda, el Hyundai i30 2017 es el plato fuerte de la marca coreana para este año. Junto al Tucson, debe ser el pilar de ventas durante los próximos ejercicios. También ayudarán las carrocerías familiar y Fastback, que se pondrán a la venta en la segunda mitad del año. De momento, el 5 puertas ofrece una calidad de la que puede sentirse orgullosa una marca coreana... afincada totalmente en Europa.

HYUNDAI i30 2017 1.4 T-GDi 7DCT

Motor Gasolina, 4 cilindros en línea, turboalimentado
Potencia 140 CV a 6.000 rpm / 242 Nm a 1.500 rpm
Caja de cambios Automatizada de doble embrague 7DCT
0-100 KM/H 9,2 s
Velocidad máxima 205 km/h
Consumo 5,5 l/100 km (mixto)
Tracción Delantera
Peso en vacío 1.240 kg
Número de asientos 5
Capacidad del maletero 395 l
Precio base 22.300 €

Forma parte de algo grande