El icono todoterreno se prepara para su inevitable futuro eléctrico.

El pasado mes de abril supimos que la firma alemana Mercedes-Benz había registrado la denominación EQG, probablemente para su futuro Clase G eléctrico, y los últimos rumores aseguran ahora que la marca aprovechará para mostrar un aperitivo en el próximo salón de Múnich, en el mes de septiembre.

El máximo responsable de Daimler, Ola Källenius, ya confirmó en noviembre de 2019 que el Mercedes-Benz Clase G contaría "en unos años" con una variante 100% eléctrica, sin motor térmico, y parece que cada día esta versión cero emisiones está más cerca.

Sin duda el mítico 4x4 alemán deberá electrificarse para garantizar su futuro, y los rumores de los que nos hacemos eco afirman que la marca aprovechará el IAA Múnich para presentar un prototipo del futuro modelo, denominado EQG concept.

Así lo aseguran desde la publicación alemana 'mbpassionblog', y se espera que este hipotético EQG concept sea un anticipo del Clase G eléctrico definitivo, que en cualquier caso no esperamos que se desvele al menos hasta finales del próximo año o ya en 2023.

Como es lógico, de momento no hay especificaciones técnicas confirmadas, pero podemos dar por hecho que el futuro Clase G de cero emisiones contará con tracción a las cuatro ruedas, por lo que podemos también deducir que equipará, al menos, un motor eléctrico en cada eje.

Los rumores también aseguran que el EQG no será un vehículo basado en una plataforma dedicada a vehículos eléctricos, sino una adaptación sobre la base del Clase G actual, equipada con una gran batería de 108 kWh, que facilitaría una autonomía de unos 500 kilómetros.

Mercedes-Benz Clase G 2018

Asimismo, se dice que los dos motores eléctricos podrían desarrollar una potencia combinada superior a los 500 CV, algo que sin duda será necesario para mover el peso del conjunto, ya que la versión de combustión supera con creces las 2,3 toneladas, y el futuro eléctrico no será, en ningún caso, más ligero.

Los últimos registros de la marca en la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea  apuntan a dos versiones diferentes, EQG 560 y EQG 580, por lo que podría haber diferentes niveles de potencia para esta versión eléctrica. Para saber más, no obstante, habrá que esperar al salón de Múnich, que se celebrará en septiembre.