Esta es la primera vez que se ven estos modelos de ‘Il Cavallino Rampante’ por las calles de una ciudad.

El Ferrari 812 Competizione se presentó el pasado 5 de mayo, y las entregas no empezarán hasta el primer trimestre de 2022, sin embargo, en Londres se pudo disfrutar de un ejemplar de este modelo V12 de la casa de Maranello.

En este vídeo se puede ver cómo el superdeportivo sale del remolque aún con las cubiertas protectoras en sus llantas, pero no está solo. Un todavía más reciente Ferrari 296 GTB se une a él ante la sorpresa de los ciudadanos londinenses, que pasaban por la zona.

Ferrari 812 Competizione A

Se desconoce el motivo por el que este Ferrari 812 Competizione rodaba por las calles de la capital inglesa, pero lo más seguro es que fuera con un fin promocional. La razón de esto es que tras su breve recorrido, es introducido dentro de las instalaciones de un concesionario de la marca italiana.

Como se ha citado anteriormente, este modelo estará en manos de los primeros clientes a principios del próximo año, aunque se espera que el Aperta (versión descapotable) llegue en el cuatro trimestre de 2022.

Galería: Ferrari 812 Superfast Versione Speciale

El que podría ser uno de los últimos superdeportivos con motor V12 de aspiración natural de Ferrari, entrega 830 CV de potencia (619 kW) y un par máximo de 692 Nm en 9.500 rpm. Se trata del motor de combustión más potente jamás montado en uno de los ‘cavallinos’ de producción, pero esto cambiará, pues la marca ha anunciado que están preparando un V12 más poderoso.

Este modelo permite alcanzar una velocidad máxima de 340 km/h, gracias, entre otros aspectos, al ahorro de 38 kilogramos respecto al Superfast, con lo que se queda en 1.487 kilos en vacío, al margen del enorme trabajo aerodinámico que esconde su silueta.

Por otra parte, el Ferrari 296 GTB es el primero que ostenta un bloque de seis cilindros con un sistema híbrido. Su motor de gasolina de 3,0 litros entrega 663 CV (488 kW), combinado con un motor eléctrico de 167 CV, para un total de 830 CV (610 kW) y un par máximo de 740 Nm. A esto hay que añadirle su aceleración, que permite pasar de 0 a 100 km/h en tan solo 2,9 segundos.

Ver el nuevo modelo insignia de Ferrari en la calle es todo un acontecimiento en sí mismo, pero cuando aparece otro de los productos más novedosos de la firma de Maranello y están uno al lado del otro, solo queda disfrutar.