Un youtuber español nos las muestra en vídeo.

En esta web, te hemos hablado muchas veces de cementerios o desguaces repletos de supercoches en Dubái. Las carreras ilegales están detrás de estos siniestros totales, ya que los millonarios suelen aprovechar las largas y solitarias carreteras de Emiratos Arabes Unidos para organizar este tipo de convocatorias con sus superdeportivos.

Hoy te traemos un vídeo de Dominguero, un popular youtuber español, residente en Dubái, que muestra cómo son estos eventos delictivos. Por supuesto, la nómina de coches participantes resulta espectacular.

Galería: 10 coches Premium abandonados en Dubái

Tal y como cuenta en la descripción del vídeo, es como jugar a Need for Speed, pero en la vida real... con el peligro que eso conlleva. La grabación incluye varios duelos cara a cara entre un Lamborghini Huracán y un McLaren 570 o entre dos Huracán.

También se enfrentan, en un duelo más 'mundano', un Volkswagen Golf GTI contra un Range Rover Evoque, el coche de Dominguero, que cuenta con casi tres millones de suscriptores en su canal de YouTube.

Galería: Lamborghini Huracán EVO 2019

Como puedes ver en la grabación, la localización es una carretera sin tráfico, pero no muy ancha y con mucha arena del desierto. Afortunadamente, no se produjo ningún accidente, aunque desde luego no es el sitio ideal para poner a prueba algunos de los coches con la mejor relación peso/potencia del mercado.

Nosotros siempre abogamos por acudir a un circuito de velocidad y allí, en un entorno seguro, ver hasta dónde puedes llevar tu vehículo. Sin duda, es la opción más divertida y segura si tienes un modelo de altas prestaciones. 

Al ver el vídeo de Dominguero, seguro que entiendes de dónde provienen esos supercoches accidentados de los desguaces de Dubái. Ya sabes que ser multimillonario no significa tener un comportamiento cívico...

En fin, Emiratos Arabes Unidos siempre nos trae noticias curiosas e impactantes del mundo del automóvil y esta no ha sido una excepción. Dale al 'play' y no sigas el ejemplo de esta gente.