Fibra de carbono a raudales y más potencia para una preparación radical.

O te encanta o lo odias profundamente. Así el Audi RS Q8 de Lumma Design, una preparación que recuerda al tuning más extremo que conocimos a comienzos de este siglo. Desde luego, el coche no deja indiferente...

El trabajo realizado por el especialista alemán abarca no solo la parte estética, sino también el ámbito mecánico. Así, el paquete CLR 8 RS, un kit de carrocería, se integra en el SUV de altas prestaciones para dotarlo de un mayor impacto visual.

Galería: Audi RS Q8 by Lumma Design

Está conformado por componentes en fibra de carbono, como los pasos de ruedas, el splitter y el difusor delanteros, el spoiler... También incluye inserciones de ese material ligero en las puertas y la zaga. Por supuesto, no faltan llantas de aleación de gran tamaño, en color dorado. 

En el habitáculo, Lumma Design añade pedales de aluminio anodizado, alfombrillas con el logotipo de la compañía y aplicaciones de cuero. Lamentablemente, no tenemos una foto que nos muestre el interior del vehículo.  

En lo referido a los cambios mecánicos, el motor del todocamino germano, 4.0 V8, biturbo, pasa a desarrollar 704 CV y 910 Nm, es decir, 104 CV y 110 Nm extra respecto al vehículo de serie. Esa ganancia se debe, principalmente, a una recalibración de la centralita electrónica.

También el nuevo sistema de escape, con cuatro salidas, ayuda a liberar más caballería del propulsor de ocho cilindros. Los clientes pueden elegir las colas de escape en carbono o en negro. 

Audi RS Q8 by Lumma Design

Por si fuera poco, los separadores de ruedas dan al Audi RS Q8 una mayor anchura, lo que va en beneficio del aplomo en cualquier escenario. 

Lumma ofrece el paquete completo, con pintura y montaje, por 38.000 euros, cantidad a la que hay que sumar el precio del coche en España: 155.510 euros. Los interesados podrán solicitar el paquete en el cuarto trimestre del año.