Goza de mayor altura libre al suelo, protecciones de bajos, neumáticos para conducción off-road...

La furgoneta alemana Mercedes-Benz Sprinter, cuya tercera generación se presentó el pasado año 2018, y de la que existe incluso una versión 100% eléctrica o eSprinter, es una base bastante habitual para proyectos de tipo camper o de corte todoterreno. Ahora, los especialistas de Vansports han incidido precisamente en este último aspecto.

Esta compañía, que pertenece a Hartmann Tuning y ha trabajado recientemente en diversos modelos de Mercedes-Benz, ha querido convertir la Sprinter 4x4 de tercera generación (W907) en un vehículo mucho más apto para un uso off-road, fuera del asfalto. El punto de partida es bueno, desde luego, ya que goza de tracción a las cuatro ruedas y una suspensión más elevada.

Galería: Vansports.DE Mercedes-Benz Sprinter 4x4

Para empezar, Vansports añade un kit para aumentar la altura de la carrocería, que ahora gana 11 centímetros en el eje delantero y 8 centímetros en el trasero, mejorando tanto la altura libre al suelo como el ángulo de ataque del modelo. Cabe apuntar que la Sprinter 4x4 ya incluye de serie un aumento de altura con respecto a otras versiones de la gama.

Esta variante incluye también de fábrica, además del sistema de tracción 4x4, un programa 4ETS para la gestión electrónica de la tracción, que puede simular el efecto de tres bloqueos de diferencial. También de fábrica, aunque de forma opcional, el modelo se puede equipar con una caja reductora, ideal para terrenos complicados.

Vansports.DE Mercedes-Benz Sprinter 4x4

Atrás quedan los neumáticos de carretera de la dotación de serie, en favor de unos neumáticos todoterreno en medidas 265/60 R18, montados además sobre llantas KRONA de aleación ligera, en medida de 18 pulgadas. 

Además, los bajos del vehículo incluyen planchas de aluminio para proteger las zonas más sensibles, de 8 y 6 milímetros de grosor, según el caso. Estas protecciones cubren el motor, la transmisión o el diferencial trasero, de manera que no sufran daños en la conducción todoterreno. En cualquier caso, la firma asegura que está desarrollando más soluciones para esta furgoneta, como una baca de techo o una chimenea (snorkel).

Vansports.DE Mercedes-Benz Sprinter 4x4
Vansports.DE Mercedes-Benz Sprinter 4x4
Vansports.DE Mercedes-Benz Sprinter 4x4

A todo lo anterior, también se suman unas estriberas laterales en color negro mate. El precio de todas las modificaciones citadas asciende a 7.780 euros (en Alemania, incluyendo un 19% de impuestos). Esta cifra habría que sumarla al precio de la Sprinter 4x4 que sirve como base, que arranca en algo más allá de los 40.000 euros.

Si bien el especialista Vansports no ha indicado qué motorización equipa esta Sprinter 4x4 en concreto, sabemos que en el catálogo del fabricante está disponible con diversos motores CDI, turbodiésel: un 2.1 de 143 o 163 CV y un 3.0 V6 de 190 CV.