El campeón del mundo de Fórmula 1 ha disfrutado de varios modelos de Lamborghini a lo largo de los años.

Si hablamos de iconos del mundo del automóvil, el Lamborghini Countach ocupa un lugar destacado por derecho propio. Su potente motor o la afilada imagen de su carrocería han seducido a millones de seguidores de los superdeportivos clásicos.

Uno de ellos fue el excampeón del mundo de Fórmula 1 de 1978, Mario Andretti, que tuvo en su garaje el magnífico ejemplar que estás viendo en imágenes.

Galería: Lamborghini Countach de Mario Andretti a la venta

El Countach de Andretti es uno de los modelos de la firma italiana que posee el piloto norteamericano, que también ganó las 500 Millas de Daytona de 1967, posee cuatro títulos de la IndyCar, las 500 Millas de Indianápolis de 1969, además de la victoria en su categoría en las 24 Horas de Le Mans de 1995.

También sabemos que Andretti ha disfrutado de un Countach Aniversario de 1989, un Diablo de 1991, un Murciélago y un Aventador.

La empresa de subastas Motor Car Gallery anuncia la venta del superdeportivo de 1984 a un precio de 499.000 dólares, aproximadamente 444.000 euros. Además, cuenta con el añadido de poseer la documentación original del vehículo, en la que aparece el nombre de Mario Andretti, como anterior propietario.

Lamborghini Countach de Mario Andretti a la venta

El modelo en cuestión equipa un motor 5.0 V12, con 371 CV, y es de los más codiciados por los coleccionistas. El sonido del sistema de escape es bastante peculiar, incluso familiar para los vecinos de Bushkill Township, Pennsylvania, donde se encuentra el vehículo.

Lamborghini Countach de Mario Andretti a la venta

La combinación de acabados del vehículo resulta bastante sugerente, con la carrocería pintada en rojo y el interior revestido de cuero color albero. En términos mecánicos, el automóvil muestra un aspecto de conservación magnífico. De hecho, el deportivo ha sufrido una profunda revisión mecánica.

Eso significa que el motor ha sido reacondicionado por completo, lo que le ha permitido volver a un estado casi original. Desde entonces, el vehículo solo ha recorrido 17.715 kilómetros. Sin duda, hablamos de una ocasión única para poseer un vehículo cargado de historia.

Fuente: Motor Car Gallery