La variante deportiva ST también llega a la carrocería familiar del nuevo compacto estadounidense.

Afortunadamente, cada vez más marcas plantean versiones de altas prestaciones en carrocerías que, hace unos años, estaban reservadas para otros menesteres menos atractivos. El Ford Focus ST SportBreak 2019 es un fiel reflejo de esta positiva tendencia. 

Estamos ante la segunda variante ST, después de que, el pasado mes de febrero, conociésemos la de cinco puertas, que está al caer en el mercado español. Lógicamente, este 'wagon', que se pondrá a la venta en los meses estivales, comparte motores turboalimentados con su hermano.

Por lo tanto, también podrá escogerse con la mecánica de gasolina 2.3 EcoBoost, de 280 CV y 420 Nm, o con la de ciclo diésel 2.0 EcoBlue, de 190 CV y 400 Nm. Igualmente, las cajas de cambios disponibles siguen siendo una manual de seis velocidades, con función automática punta-tacón en reducciones, o una automática con convertidor de par, de siete marchas.

El Ford Focus ST SportBreak 2019 solo dispone de un eje motriz, el delantero, si bien la versión de gasolina ofrece una ayuda extra, un diferencial autoblocante eLSD, con control electrónico. Esta variante debería firmar una aceleración de 0 a 100 km/h en el entorno de los 6,0 segundos.    

Lamentablemente, no tenemos datos de las prestaciones, ni tampoco de los consumos homologados, pero es evidente que la opción de gasóleo va destinada a aquellos que no quieran que aparezcan cifras elevadas en el ordenador de a bordo... a costa de un menor empuje.  

Al igual que el cinco puertas, el ST SportBreak también ofrece una dirección un 15% más directa que la del Focus convencional, al igual que la suspensión adaptativa CCD. Todo, para lograr un dinamismo a la altura de las siglas que porta el coche. 

Desde luego, el SEAT León ST CUPRA R tiene un rival muy considerable... Cuando sepamos más cifras técnicas y los precios definitivos del mercado español, completaremos esta información al instante.