La normativa europea, que entró en vigor el pasado 12 de octubre, sigue siendo una gran desconocida.

Aunque en las gasolineras puedas seguir diciendo aquello de “póngame 20 euros de gasolina 95” o “llénelo de diésel”, la nomenclatura oficial de los combustibles cambió hace meses.

Con el fin de facilitar el repostaje, por parte de los consumidores, desde 12 de octubre del pasado año es obligatorio mostrar un nuevo etiquetado en los surtidores de las estaciones de servicio de España y, por extensión, de toda la Unión Europea.

Tal y como exige la nueva directiva 2014/94/UE, el tipo de combustible a repostar se distingue por su contenido: la gasolina se denomina E5, E10 o E85. El gasóleo como B7, B10 o XTL. Y los combustibles gaseosos lo hacen como H2, CNG o LPG. Estas denominaciones van acompañadas de una serie de figuras geométricas: círculo (gasolina), cuadrado (diésel) y rombo (gas).

Nuevo etiquetado combustibles UE

Este nuevo etiquetado no ha sustituido al existentes anteriormente. Eso sí, desde el mencionado día 12 de octubre, convive con las formas tradicionales de identificar los carburantes, siendo una herramienta complementaria.

El objetivo de la Unión Europea es que los conductores de diferentes países sepan con qué combustible van a repostar su vehículo, independientemente del territorio en el que se encuentren. Antes de esta 'homogeneización', las denominaciones que se encontraban en las estaciones de servicio diferían entre países.

¿Qué significa cada símbolo?

Círculo: Gasolina

Los diferentes tipos de gasolina que se expenden en los surtidores están identificadas con un círculo. En su interior, encontrarás una letra E, que significa etanol, y un número, que hace referencia al porcentaje máximo de etanol del combustible.

 

Cuadrado: Gasóleo

En el caso del gasóleo, puedes ver un cuadrado con la letra B en su interior (significa biodiesel). Esta letra tiene un número que indica el porcentaje máximo de biodiésel que contiene. Además, podemos encontrar una tercera etiqueta cuadrada con las letras XTL, que hace referencia al diésel sintético.

 

Rombo: Gas

Los combustibles gaseosos están identificados con un rombo y en su interior aparecen las letras H2 (hidrógeno), CNG (gas natural comprimido), LPG (gas licuado del petróleo) y LNG (gas natural licuado).

Nuevo etiquetado combustibles UE

Esta nueva nomenclatura también está visible en los surtidores de repostaje y pistolas de llenado de los mismos. También en el tapón y en la tapa del depósito de todos los vehículos nuevos.

Galería: Nuevo etiquetado combustible UE