Julia Piquet nos cuenta esos 5 detalles que, probablemente, desconozcas del superdeportivo italiano.

Nuestros compañeros de FerrariChat.com han elaborado un curioso vídeo en el que nos muestran algunos secretos que, seguro, desconocerás del Ferrari LaFerrari. Julia Piquet es la encargada de presentar la grabación, en la que nos cuenta, de una forma muy amena, 5 detalles curiosos del superdeportivo italiano. A continuación, te los resumimos, para que puedas entender mejor el vídeo original.

1.- El motor eléctrico produce más energía eléctrica que un Toyota Prius

El LaFerrari fue el primer automóvil de producción fabricado por Ferrari con un sistema de propulsión híbrido. Tiene un bloque V12, con 6,3 litros de cilindrada y desarrolla 800 CV, mientras que el motor eléctrico añade otros 163 CV, para sumar una cifra total de 963 CV. Además, la elevada cifra de par motor a bajas revoluciones que proporciona el propulsor V12, con un máximo de 900 Nm, asegura un empuje descomunal durante un amplio rango de vueltas.

2.- 20% más ligero que el Enzo - 1.255 kilos frente a los 1.361 del antiguo

Mientras que el LaFerrari puede parecer visualmente más grande que el Enzo, tiene prácticamente las mismas dimensiones... ¡y es más ligero! La mayor diferencia la encontramos en la distancia entre ejes. En este sentido, los voladizos delantero y trasero del LaFerrari están mejor equilibrados. Cuando vemos el vehículo de frente y desde el lateral, el morro inclinado enfatiza los pasos de rueda musculados, en lo que podría ser un guiño a los prototipos deportivos de Ferrari durante la década de 1960 y principios de 1970.

3- Técnicamente, se puede conducir boca abajo

El LaFerrari fue diseñado en el túnel de viento para lograr un equilibrio perfecto entre prestaciones y carga aerodinámica. Utiliza sistemas aerodinámicos activos, como alerones y difusores, que se despliegan o retraen, automáticamente, dependiendo de la velocidad a la que se circule. Teóricamente, si todos estos apéndices aerodinámicos permanecen extendidos, mientras se circule a más de 320 km/h, el LaFerrari crearía tanta fuerza descendente, que podría conducirse boca abajo.

4.- Un juego de neumáticos originales cuesta alrededor de 2.600 euros

Los neumáticos delanteros son menos costosos, pero eso se debe, probablemente, a que la demanda es mucho más alta para los traseros. Ten en cuenta que los casi 1.000 CV, canalizados al asfalto a través de las ruedas traseras, los 'queman' con una facilidad pasmosa.

Si también tenemos en cuenta que los neumáticos fueron desarrollados específicamente para este hiperdeportivo ultraexclusivo, no es de extrañar que los delanteros tengan un precio aproximado de 430 euros por unidad y que los traseros superen los 690 euros. Así que una jornada de circuito con un LaFerrari puede ser muy divertida y veloz... al mismo tiempo que costosa.

5.- Se construyeron menos de 500 unidades

De esta forma, hablamos de un vehículo mucho más raro que el F40. Asimismo, la carrocería se podía vestir con muchas tonalidades diferentes, además del clásico rojo Ferrari. Un detalle exótico, reservado habitualmente para concept cars, one-off y modelos estrella de fabricantes artesanales.

De ahí que algunos ejemplares del LaFerrari se hayan revalorizado en un 500%, desde que se vendieron a un precio medio de 1.460.000 euros. Es bastante probable que no seas el dueño de una unidad o que la inmensa mayoría nunca conduzcamos uno. Incluso, es posible que jamás veas uno en vivo, pero aun así, el LaFerrari sigue siendo uno de los mejores superdeportivos de todos los tiempos.

Fuente: FerrariChat

Galería: LaFerrari de Nick Mason