Los AMR 1, DBR 1 y DBR 9 se espera que puedan alcanzar un valor conjunto de 17 millones de euros.

La subasta que llevará a cabo RM Sotheby's dentro de unos días en Monterey, Californiapuede ser una de las mejores de todos los tiempos. Ya hemos visto una colección de Ferraris valorada en más de 15 millones de euros, pero los tres Aston Martin de competición que se van a subastar podrían superar esa cifra sin ningún esfuerzo.

En primer lugar, encontramos un asombroso Aston Martin AMR1 Grupo C de 1989. Con un único dueño, estará en la subasta del día 18 de agosto. Se trata de uno de los cuatro ejemplares que todavía existen y equipa un chasis original de fibra de carbono. Fue conducido por David Leslie, Brain Redman y Michael Roe en carreras míticas de resistencia como Spa, Donington, Nürburgring y Brand's Hatch

 

Equipado con un potente motor V8 con 6,0 litros de cilindrada, obra de Callaway Engineering, desarrollaba una potencia de 723 CV a 7.000 rpm. El coche lleva los colores originales rojo, blanco y azul de Mobil 1 y los expertos aseguran que es uno de los ejemplos más originales que se conservan. RM Sotheby's no quiere ofrecer una estimación sobre el precio, pero este AMR1 fue valorado, en una puja previa en 2014, por una cantidad que oscilaba entre los 700.000 euros y el 1.000.000 de euros.

 

Sin que nadie haya conseguido superarlo, el Aston Martin DBR 9 de 2006 es uno de los vehículos de competición más modernos del fabricante británico. La unidad que se subasta puede presumir de cuatro podios en la categoría GT1 de la FIA y es uno de los cuatro chasis oficiales realizados por el socio de Aston Martin, la Scuderia Italia BMS, entre los años 2006 y 2007.  

El coche está propulsado por un motor Aston Martin con arquitectura V12 y 6,0 litros de cilindrada; fue pilotado por los italianos Fabio Babini y Fabrizio Gollin, que consiguieron un podio en su debut en el circuito de Silverstone, en mayo de 2006. El coche se retiró en 2007 después de las 24 Horas de Spa.

 

 

Pero, sin duda, el modelo más emblemático de los tres, en lo que algunos lo han denominado como 'el Aston Martin más importante jamás fabricado', es el DBR1 de 1956. Se trata del primero de las cinco unidades que se construyeron en fábrica. Además, los expertos afirman que se trata del ejemplar mejor conservado de los tres que todavía existen. Debajo del capó, encontramos una reproducción detallada del motor original llevada a cabo por R.S. Williams, aunque en el precio también va incluido el motor original.

El DBR 1 consiguió llevarse a casa una victoria en la clasificación de los 1.000 kilómetros de Nürburgring en 1959 y desempeñó un papel fundamental en la victoria de Aston Martin en el campeonato del mundo de deportivos de ese mismo año. Pilotos como Carol Shelby, Reg Parnell, Roy Salvador y Sir Stirling Moss se pusieron al volante de este icónico Aston Martin. RM Sotheby's tampoco ha querido ofrecer una posible estimación sobre el precio que podría alcanzar esta unidad, aunque los rumores apuntan a que podría alcanzar los 16.800.000 euros. Esto convertiría a este Aston Martin en uno de los modelos británicos más caros que se han vendido en Estados Unidos.

Fuente: Motor1.com

 

Otras noticias relacionadas:

Aston Martin DBR1 1956