Jorge Lorenzo es embajador de la empresa suiza Tissot, que acaba de lanzar la versión 2017 del reloj que luce el piloto de Ducati en MotoGP.

Los logros y valores del piloto mallorquín han inspirado el diseño del Tissot T-Race Jorge Lorenzo Edition. Además de representar los colores del equipo Ducati, el reloj es símbolo de la fuerza, determinación y espíritu ganador de Lorenzo, que le han llevado a lograr su primer podio en MotoGP con la marca transalpina, en el reciente Gran Premio de España, celebrado en el circuito de Jerez.

El Tissot T-Race Jorge Lorenzo Edition se caracteriza por las atrevidas líneas distintivas de un campeón del mundo de MotoGP. La esfera, con recubrimiento PVD gris oscuro, y las marcas de neumático estampadas en el fondo, contribuyen a recrear el ambiente de la competición motociclista. Los toques en tonos rojos de los contadores del cronógrafo ponen de relieve esta función esencial del reloj.

Tissot T-Race Jorge Lorenzo

El reloj también rinde homenaje a Ducati

Tissot no podía rendir tributo a Jorge Lorenzo sin homenajear al mismo tiempo a la Ducati Desmosedici GP17 que pilota en MotoGP, por lo que numerosos detalles del reloj se inspiran en su herramienta de carreras, que también representa la esencia de este reloj. El bisel reproduce un disco de freno y la pulsera está decorada con marcas de neumáticos. Los detalles llegan hasta las asas, que unen la pulsera a la caja y recuerdan a los basculantes de las motos, y los pulsadores en forma de estriberas.

“Estoy muy contento de poder seguir vinculado a Tissot y tener ahora un reloj edición limitada a 2017 unidades, el T-Race Jorge Lorenzo. Es un reloj muy especial, ya que reúne todas mis características y con el que me siento 100% identificado. Espero que la gente lo pueda disfrutar”, comentó el balear en la presentación del reloj.

Tissot T-Race Jorge Lorenzo

Como testimonio de la exclusividad de la pieza, el propio logotipo de Jorge Lorenzo aparece serigrafiado en la tapa y en el estuche de presentación especial en forma de casco.

El reloj cobra vida gracias a un movimiento de cuarzo suizo y se presenta en una generosa caja de 45,25 milímetros con un peso de 118 gramos y es capaz de soportar inmersiones de 100 metros. Se trata de una edición limitada a 2017 unidades y el precio de venta al público recomendado es de 825 euros.

Más noticias de motos en Motor1.com:

Forma parte de algo grande

Tissot T-Race Jorge Lorenzo