La firma bávara renueva la oferta de su modelo ecológico, añadiendo una versión deportiva, denominada i3s, con 184 CV.

La oferta de vehículos eléctricos, poco a poco, cada vez es más numerosa e interesante. Mientras unos fabricantes apuestan por ofrecer la mayor autonomía posible, otros lo hacen por la vertiente de la deportividad.

Ese es el caso de BMW, que coincidiendo con la actualización de su urbano eléctrico, ha añadido a la gama una variante deportiva, denominada i3s, con una mecánica de 184 CV y un par motor de 270 Nm. Gracias a la prueba en video, que acompaña a la noticia, te contamos cuáles son los puntos fuertes y la debilidades del modelo alemán. 

Frente a la versión normal, el i3s añade elementos estéticos diferenciadores, como las molduras en color negro, ubicadas en los paragolpes delanteros, o las llantas de aleación de 20 pulgadas. Otro detalle específico lo encontramos en la altura libre al suelo, 10 milímetros menor que en el i3 convencional.

BMW i3s 2018, solo para cuatro ocupantes

En el día a día, el modelo bávaro disfruta de unas cualidades innatas para moverse por la ciudad. Con una longitud de 4,0 metros, una anchura de 1,79 y una altura de 1,59, el vehículo alemán dispone de un maletero con 260 litros de capacidad, además de un práctico espacio de carga, en la parte frontal, ideal para almacenar pequeños objetos o las bolsas de la compra.

Asimismo, el interior está configurado con cuatro confortables plazas y el acceso al habitáculo se lleva a cabo de una forma sencilla, debido a la ausencia de pilar central, algo determinante para acomodarse en los asientos traseros sin esfuerzo.

Por otra parte, su condición de vehículo eléctrico limita la autonomía máxima del vehículo, bastante inferior si la comparamos con un modelo con motor térmico de similar potencia. Según el fabricante, la autonomía máxima del i3s, en el mejor de los casos, alcanza los 300 kilómetros.

Según sea el modo seleccionado del control dinámico de la conducción Driving Experience Control, podremos extraer todo el potencial del modelo alemán, especialmente en el conocido como SPORT, o exprimir al máximo la autonomía del vehículo, en el denominado ECOPRO+.

También te podría interesar:

Listado de opciones suculento

Tampoco ofrece flaquezas en el apartado del equipamiento. Gracias a la línea de diseño interior SUITE, opcional, la atmósfera que se respira en el interior del urbano bávaro es 100% Premium. Desde la tapicería de cuero, hasta los acabados en madera de roble, el i3s es un auténtico BMW.

Además, la incorporación de diferentes elementos de confort, como el climatizador automático, el volante multifunción o el sistema de navegación Professional, este último opcional, completan un vehículo muy cómodo, agradable de conducir debido a la ausencia total de vibraciones o ruidos procedentes del motor, así como seguro, al disfrutar de numerosos elementos de ayuda a la conducción.

En definitiva, hablamos de uno de los mejores urbanos eléctricos de la actualidad y eso, claro está, obliga a desembolsar un precio... en este caso, un tanto elevado. Concretamente, 41.850 euros de partida. Ahora bien, si quieres disfrutar de un vehículo idéntico al de nuestra unidad de pruebas, tendrás que sumarle, aproximadamente, otros 6.000 euros. Nadie dijo que la calidad no hubiese que pagarla y este es un magnífico ejemplo de tan conocida afirmación popular.

BMW i3s 94 kWh

Motor Eléctrico
Potencia 184 CV / 270 Nm
Caja de cambios Automático, una marcha
0-100 km/h 6,9 s
Velocidad máxima 160 km/h
Autonomía eléctrica 300 km
Tracción Trasera
Peso en vacío 1.265 kg
Número de asientos 4
Capacidad del maletero 260 l
Precio base 41.850 euros