El pasado 17 de abril, MV Agusta dejó entrever lo que podría ser uno de los modelos de edición más limitada de la marca, la Testalarga. Todos conocemos a este fabricante italiano extremadamente exclusivo que crea motos tan rápidas como hermosas. Sin embargo, este magnífico modelo es tan exclusivo que será un one-off.

Ahora, la marca transalpina ha publicado más fotos e incluso ha dado una explicación para la existencia de esta moto. Además, ha profundizado en la rica historia que hay detrás de su creación. Por supuesto, al más puro estilo MV Agusta, la Testalarga es una representación moderna de los días de gloria de la compañía italiana en el mundo de las carreras de motos.

Take A Closer Look At The One-Off MV Agusta Testalarga

En concreto, es una representación del siglo XXI de la máquina homónima creada en 1973. Por aquel entonces, la moto ganó varias carreras en todo el mundo bajo la batuta de Giacomo Agostini. 

El nombre de la motocicleta ('cabeza ancha') se debe a sus culatas sobredimensionadas y la montura se ha desarrollado a partir de la actual Superveloce 800, logrando una receta perfecta para una moto verdaderamente especial y única. 

Para mejorar aún más las cosas, la Testalarga cuenta con elementos de estilo exclusivos. Por ejemplo, una decoración especial inspirada en el rojo y el plateado característicos de la casa italiana. 

Además, presenta algunos retoques en el faro delantero, así como una ligera modificación en el carenado inferior que permite que el calor del escape salga más libremente.

En cuanto al motor, es el bloque de tres cilindros en línea con 798 cm3 que produce nada menos que 147 CV. Por supuesto, la sofisticada familia de ayudas electrónicas para el piloto, así como la suspensión y el sistema de frenada de primera calidad de Marzocchi y Brembo, respectivamente, vienen de serie en esta exótica máquina.

¿Qué sucederá con la Testalarga? ¿Se venderá o la guardará el fabricante para exponerla? No lo sabemos, pero sin duda es una joya que debería rodar lo máximo posible para homenajear a su antecesora.