Hemos visto pagar cifras superiores por unidades parecidas, pero este pequeño clásico deportivo no tuvo suerte en la subasta.

Bienvenidos a una nueva edición más de 'Hoy es domingo y hablamos del Renault 5', una de nuestras secciones favoritas sobre el clásico deportivo de nuestros sueños.

En esta ocasión, buceando entre las subastas, hemos encontrado uno de esos casos tan llamativos como curiosos: lo que parece un Renault 5 Turbo 2, del año 1984, que nadie se animó a comprar. Algo que, sin duda, es noticia cuando hablamos de este auténtico objeto de deseo... rodeado de una importante burbuja especulativa.

Galería: Subasta Renault 5 Turbo 2

La unidad en cuestión salió a subasta en septiembre de 2016, en el evento The Chantilly Sale de la casa Bonhams. Allí, se esperaba que alguien pagara por él entre 65.000 y 85.000 euros. Pero no tuvo suerte...

Matriculado el 31 de enero de 1984, en Bélgica, pasó la mayor parte de su vida en Francia, antes de ser comprado en 2007 por el piloto belga Claudie Tanghe.

Sobre el papel, parece que no había nada sospechoso en esta unidad: el motor y la caja de cambios fueron revisados por completo, se entregaba con su documentación original y certificado de kilometraje y estaba al día de mantenimiento. Pero ni con esas encontró nuevo dueño.

Recordemos que el Renault 5 Turbo 2 es un auténtico purasangre, dotado de un motor turboalimentado de gasolina, con 1,4 litros de cilindrada y 160 CV de potencia. Teniendo en cuenta que su peso es de tan solo 970 kilos, no nos extraña que fuera capaz de superar los 200 km/h y de acelerar de 0 a 100 en 6,4. Palabras mayores, para un coche de hace 36 años, con cambio manual y propulsión trasera.

En fin, para que comprendas mejor el porqué de nuestra sorpresa con esta noticia, te dejamos con la galería de un Renault 5 Turbo, prácticamente destrozado (el paragolpes está sujeto con una cuerda), por el que se pagaron... ¡61.000 euros!

Fuente: Bonhams

Galería: Subasta Renault 5 Turbo 2 Evolution en mal estado