La escasez de camuflaje hace presagiar que su estreno comercial será inminente.

El fabricante checo está preparando una actualización estética para el Skoda Superb 2019. Las últimas imágenes espía no dejan lugar a la duda y los prototipos, tanto de la carrocería sedán como de la familiar Combi, ruedan con bastante poco camuflaje. Una renovación que llegará un poco después que la del Volkswagen Passat 2019.

Galería: Skoda Superb 2019 Hatchback y Combi fotos espía

Por lo que se aprecia en las fotografías, la carrocería de tres volúmenes viste un hipotético acabado Sportline, como demuestran las colas dobles de escape presentes en la zaga, el sutil alerón trasero o el anagrama presente en los pasos de rueda delanteros.

En la práctica, los cambios son muy ligeros y podrías pensar que se trata de un Superb actual. Sin embargo, otros detalles, como las ópticas principales, anteriormente bixenón, pasan a utilizar tecnología de tipo LED para todas las funciones.

Además, el diseño de los faros delanteros también es más estrecho y, a pesar del camuflaje, se intuye que estarán perfectamente integrados con la parrilla frontal.

Skoda Superb 2019, cambios estéticos menores

Los diseñadores de Skoda también han ideado algunos cambios en los paragolpes delantero y trasero, mientras que la firma lumínica posterior de LED luce algunos cambios.

De momento, poco sabemos de las novedades del interior. Sin embargo, no esperamos ninguna modificación importante, si tenemos en cuenta que el buque insignia de Skoda ya recibió una actualización con los últimos sistemas de infoentretenimiento del grupo, así como con la instrumentación digital.

También es bastante probable que herede algún sistema de seguridad o de asistencia a la conducción, procedente del nuevo Volkswagen Passat.

Skoda Superb 2019 Hatchback y Combi fotos espía

En términos mecánicos, sabemos con seguridad que el Superb se convertirá en el primer modelo electrificado de producción de Skoda, mediante un sistema de propulsión híbrido enchufable.

El VW Passat GTE se acaba de actualizar y ahora puede recorrer 55 kilómetros, en modo 100% eléctrico, en el ciclo WLTP; de esta forma, es bastante factible que el próximo Superb ofrezca unas prestaciones similares, en términos ecológicos.

Skoda Superb 2019 Hatchback y Combi fotos espía

Respecto a los motores térmicos, la berlina de Wolfsburgo ha recibido un propulsor turbodiésel 2.0 TDI Evo, con 150 CV y 10 gramos de dióxido de carbono (CO2) por kilómetro menos que el anterior motor equivalente. En este sentido, el nuevo Superb también debería beneficiarse de este bloque de ciclo diésel más limpio.

Todo apunta a que el salón de Ginebra, que se celebrará el próximo mes, será el escenario elegido para la puesta de largo del Superb y del nuevo SUV urbano de la marca: el Kamiq.

Fotos: Automedia