Tras la preparación, el todoterreno japonés demuestra ser un fiel 'seguidor' del espíritu y estilo del inmortal 4x4 alemán.

El preparador japonés Liberty Walk ha lanzado un kit de carrocería muy especial para el Suzuki Jimny 2019, que acerca su imagen a la de otro todoterreno legendario: el Mercedes-Benz Clase G.

Para mostrar el parecido más que razonable entre ambos, una curiosa sesión de fotos ha reunido a esta extraña pareja, juntando a dos de los modelos favoritos entre los amantes de los 4x4 puros.

Sobre cuál de los dos resulta más llamativo, te dejaremos que saques tus propias conclusiones. Eso sí, la perspectiva de las fotos, algo forzada en muchos casos, ayuda al pequeño TT oriental, que parece casi tan grande como su colega europeo. 

Galería: Suzuki Jimny y Mercedes-Benz Clase G de Liberty Walk

Jimny y Clase G: el triunfo de la línea recta

Como esos hermanos que se llevan cuatro o cinco años de edad, y llevan el mismo modelito, Liberty Walk ofrece los mismos accesorios para ambos modelos: paragolpes específicos, pasos de rueda ensanchados, tomas de aire sobre el capó, llantas de aleación en color negro... Además, el Jimny también se beneficia de una parrilla frontal y unos pilotos semejantes a los del Clase G. 

Liberty Walk ha presentado la versión de producción definitiva del Jimny Mini G en el Tokyo Auto Salon 2019, este pasado 11 de enero. De este modo, tras una larga espera, los propietarios y fans en general del modelo de Suzuki podrán comprar e instalar esos componentes en sus vehículos. 

Una tendencia, la de hacer que el Jimny se parezca a otros TT más caros, que no para de crecer. Por ejemplo, Damd, en Japón, ofrece los kits de personalización Little G y Little D, que hacen que el Suzuki se parezca al Clase G y al Land Rover Defender. Por su parte, la edición Black Bison Edition, de Wald International, también busca su inspiración en el representante germano.

Fuente: Liberty Walk, vía Facebook

Galería: Suzuki Jimny y Mercedes-Benz Clase G de Liberty Walk