Es la primera de las cinco unidades que se van a fabricar.

Italdesign Automobili Speciali es una joven empresa de automoción que acaba de entregar la primera unidad terminada de su superdeportivo Zerouno. El acto de entrega tuvo lugar, recientemente, en la sede de la compañía en la localidad italiana de Moncalieri. Steven Lismont pasará a la historia como el primer cliente de la marca en disfrutar de uno de sus vehículos, que ha coincidido con las especificaciones del modelo que se presentó en el pasado salón de Ginebra.

Primer Italdesign Zerouno vendido

Italdesign Zerouno, el primero de cinco unidades

Para disfrutar de su nuevo y reluciente deportivo equipado con un motor V10, el "importante empresario de la automoción y coleccionista de vehículos" viajó de Bélgica a Turín y, desde allí, a la sede de la marca. Allí inició una prueba con el Zerouno que le llevó a recorrer, aproximadamente, unos 100 kilómetros.

Aunque resulte obvio, después de conducir por primera vez su máquina de 1,6 millones de euros, expresó: "Es un coche que proporciona sensaciones asombrosas si practicamos una conducción deportiva, aunque también es utilizable para el uso diario. Esta combinación de artesanía, deportividad y uso diario, hacen que el Zerouno sea único".

El presidente ejecutivo de Italdesign, Jörg Astalosch, estuvo allí para entregar las llaves y se unió a los miembros del equipo directivo, así como a responsables que trabajaron en el proyecto Zerouno. Curiosamente, Steven Lismont estuvo realmente involucrado en la fase de desarrollo, ya que la marca permitió al cliente elegir los detalles de personalización deseados por el cliente: "Sus comentarios durante el desarrollo y la producción del vehículo han sido extremadamente importantes. Basados en su experiencia, mejoramos el Zerouno. Estamos especialmente orgullosos del diseño, la ingeniería y la producción. Desde la calidad percibida, hasta el empleo de materiales Premium y las elevadas prestaciones del vehículo". 

 

Italdesign ya ha construido la segunda unidad del Zerouno y alcanza la friolera de tres millones de euros. En este sentido, cabe recordar que la empresa italiana se limitará a fabricar solo cinco unidades, todas ellas con carrocería cupé. En el interior del Zerouno se esconde una mecánica V10 de aspiración atmosférica, con 5,2 litros de cilindrada, 610 CV de potencia y 560 Nm de par motor, procedente de Audi Sport. A su lado, encontramos una caja de cambios automática de doble embrague, de siete velocidades.

Las prestaciones oficiales del Zerouno ofrecen unos valores similares a los del Audi R8 V10 plus: una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,2 segundos y una velocidad máxima de 330 km/h

Por otra parte, Italdesign ha confirmado que está consultando a clientes potenciales la posible aprobación de una versión descapotable del Zerouno, en una producción limitada. Habrá que estar atentos.

Otras noticias relacionadas:

 

Forma parte de algo grande