Aunque pudiera parecerlo, esta desgracia, que ha tenido un coste de casi 30.000 euros, no le ha sucedido a un McLaren de Fórmula 1... sino a uno de calle

Viendo la temporada que está viviendo McLaren Honda en la Fórmula 1, que un burro hubiera mordisqueado el alerón de uno de sus coches, sin duda, sería el broche de oro a tres años de tormentosa relación. 

Sin embargo, esta noticia, tan curiosa como llamativa, no ha tenido como protagonista a uno de los monoplazas del equipo británico, sino a uno de sus modelos de calle. 

McLaren 650S Spider

¿Los protagonistas? Vitus y un McLaren 650S Spider

Cuando Markus Zahn estacionó su flamante McLaren 650S Spider naranja junto a una carretera rural en Vogelsberg, Alemania, lo último que podría esperar sería ver a un burro merodeando alrededor de su coche. Un superdeportivo, recordemos, valorado en algo más de 300.000 euros. 

En fin, volvamos a nuestro amigo, el pollino curioso. Vitus fue pillado con las manos en la masa, mordisqueando la zaga del coche y causando algunos daños de consideración

"Miré por el espejo retrovisor y, de repente, vi un par de orejas esponjosas. Entonces, oí un sonido extraño", dijo en una entrevista con el periódico alemán Bild. "El sonido venía de un burro que estaba comiéndose mi coche".

McLaren 650S Spider

El tema acabó en los tribunales

Según el informe, se le reclamaron al propietario de Vitus unos 5.800 euros, por los daños y perjuicios del incidente. En él, se especificaba que el animal había masticado concienzudamente la parte trasera del coche, dañando la pintura y algunas partes de fibra de carbono, con un coste de reparación que ascendió hasta cerca de 30.000 euros.

Gran parte de esa cantidad fue cubierta por el concesionario local de McLaren. Sin embargo, Zahn pretendía que los 5.800 euros restantes corrieran a cargo de Vitus. 

Eso sí, en el momento del incidente, el dueño del animal se negó a pagar, argumentando que el conductor no debería haber aparcado junto al recinto en el que se encontraba el burro. Dado que el seguro tampoco se hizo cargo de los gastos, Zahn se vio obligado a llevar el tema a los tribunales. 

¿El posible motivo del ataque? Según la policía, el cuadrúpedo confundió el coche con una zanahoria. Una teoría que apoya el dueño del coche. "Probablemente, el burro pensó que el coche era una zanahoria con ruedas", dijo Zahn. Y zanjó el tema: "No estoy enojado con él".

Hasta el momento, no hemos podido ponernos en contacto con Vitus para que diera su versión. Seguiremos intentándolo. 

Más noticias curiosas en Motor1.com:

Fuente: Bild vía Autoblog

Forma parte de algo grande

McLaren 650S Spider