Hay restauraciones y restauraciones. Y luego estaría este proyecto, que bien podríamos calificar de chatarra, que gracias a el empeño de unos locos, tendrá una segunda oportunidad en la vida, como podrás comprobar al final del vídeo adjunto.

¿Puedes creer que todavía hay esperanza para esta Honda Cub 70 de la década de los 70? A cualquier especialista que le hubieran pedido restaurar una moto en estas condiciones, seguramente se habría negado en redondo... y con razón.

Sin embargo, por suerte para los amantes de las motos clásicas, todavía quedan osados mecánicos que se empeñan en dar una segunda oportunidad a motos sin ningún futuro, salvo el de convertirse en chatarra. Y para suerte de todos nosotros, lo graban en video.

Por supuesto, hay un montón de grabaciones sobre restauraciones de vehículos en Internet, pero tal vez este es uno de los casos más 'desesperados' que nos hemos encontrado en los últimos tiempos. La Cub no es exactamente una moto rara, de hecho, es uno de los modelos más vendidos de Honda Motorcycle desde hace mucho tiempo y se cuentan por millones. Honda todavía fabrica la Cub en la actualidad, aunque bajo el nombre de 'Super Cub'.

Galería: Honda Super Cub 2024 nuevos colores en Tailandia

Muchos años después, todavía hay muchísimas Cub que siguen en la carretera 'vivitas y coleando', y algunas también han tenido actualizaciones para mantenerse en activo unos años más.

Sin embargo, en el trabajo mostrado por los chicos de 'Live With Creativity' parece que la Cub ha pasado por el infierno y ha vuelto después de un viaje 'literal' a través del océano. Después de estas penurias, parecía razonable tal esfuerzo... 

Como en cualquier restauración, la moto (o lo que queda de ella) se desmonta entera y se le da un relajante baño de gel decapante. Toda ella, incluido el motor, necesitaba ser desoxidado y repintado, tal y como se ve en el video.

Francamente, el hecho de que esta moto esté hecha principalmente de acero constata esa frase manida de "ya no hacen motos como las de antes". Sin embargo, incluso entonces, algunas piezas no se podían reparar y en esta restauración se utilizaron piezas de motos donantes debido a los daños por el óxido que sufrían las originales, como los guardabarros y el bastidor.

Honda Super Cub 2024 nuevos colores en Tailandia

Ya con el motor reconstruido y el chasis con un aspecto utilizable, se utilizó mucha pintura, se colocaron nuevos herrajes y se desguazaron las viejas ruedas en favor de un juego nuevo con neumáticos actuales.

Gracias a un trabajo de pintura y pulido moderno, nuevo aceite para el motor y algo de combustible en el depósito, la moto rodó por primera vez desde que se abandonó. Todo eso, rematado por un pequeño 'caballito', consiguió poner el colofón a un trabajo digno de atención. ¡Dale al 'play' en el vídeo adjunto!