De un coche volador a un gran turismo de 5,5 metros de longitud, pasando por un Bugatti Chiron tuneado... En la cita suiza ha habido coches que se salen de lo normal.

Son muchas las voces que aseguran que todos los coches son iguales, amparándose en que están desarrollados a partir de la misma plataforma, a que distintos fabricantes comparten motores y a que es fácil encuadrarlos por categorías. 

Sin embargo, un repaso a la galería de fotos de esta noticia te demostrará que dicha afirmación no es cierta: en el salón de Ginebra 2019, se han presentado decenas de modelos fuera de lo común, ya sea por su diseño, su tecnología o sus prestaciones. 

Y es que, en los últimos días, hemos visto un gran turismo con mas de 5,5 metros de longitud y 2.550 kilos de peso, que está completamente fuera de lugar en esta época en la que la ecología manda, así como un supercoche eléctrico, alimentado por metanol (más seguro que el hidrógeno) o un vehículo volador que, tras años de retrasos y problemas, finalmente se pondrá a la venta...