Prueba Volkswagen Arteon 2018: una berlina con 240 CV y mucho que decir

¿Te acuerdas del Volkswagen CC? Sí, también conocido como Passat CC, fue un modelo que Volkswagen comercializó, entre 2008 y este mismo año, con unos resultados de ventas más bien discretos. Pues bien, lejos de desanimarse, la firma alemana ha seguido apostando por esta categoría tan especial, que se sitúa entre las berlinas y los grandes cupés, con el Volkswagen Arteon 2018.

Y, sinceramente, no me parece una mala idea. En un mercado donde las berlinas tradicionales están perdiendo comba frente a los cada vez más populares SUV, ponerse al volante de un modelo como el Arteon, que se sale de lo común, puede ser un reclamo lo suficientemente interesante para muchos conductores. 

 

Volkswagen Arteon 2018: amplio y elegante

Indudablemente, nos encontramos ante un coche cuya estampa resulta imponente. A fin de cuentas, es tan voluminoso como elegante. Y si está acompañado, como es el caso, con una sobria pintura negra, el completo acabado Elegance y unas llantas de aleación de 20 pulgadas, el resultado es todavía mejor. 

Con la cinta métrica en la mano, el modelo alemán alcanza los 4,86 metros de largo (10 centímetros más que un Passat), 1,87 de ancho y 1,45 de alto, combinado con una batalla de 2,84 metros. En cualquier caso, estos datos no deben despistarnos, ya que el Arteon equipa la misma plataforma modular que los Golf, Passat o Tiguan; la omnipresente MQB. 

Prueba Volkswagen Arteon 2018

Al acceder al habitáculo y acomodarse en el puesto de conducción, hay dos aspectos que resultan destacables: la calida...